fbpx

Esto es caza de perdiz roja salvaje con mayúsculas

Edu Pompa

Piernas, conocimientos, puntería, buen perro y un puñado de suerte es lo que se necesita para enfrentarse con ciertas garantías a una jornada de perdices como esta. El siguiente protagonista aúna todas esas condiciones, pero las aves salvajes de este coto van a vender caro su pellejo.

perdiz
El protagonista en dos momentos del vídeo. / YouTube

Marcos Elena, uno de los miembros del equipo de Bonviedro Outdoors, muestra en este vídeo el desarrollo de una jornada de perdices rojas salvajes en España. Junto a su braco alemán Cala, tratará de poner a tiro a los bandos de estas aves, pero no será nada fácil.

«Cazar perdices salvajes sin más ayuda que la de tus piernas, tus conocimientos y tu perro, exige mucho en todos los sentidos», admite el protagonista del siguiente vídeo.

«En la mayoría de las ocasiones sabes que con suerte después de muchas horas de patear monte vas a lograr tener una o dos oportunidades y si las desaprovechas tocará volver a casa agotado y resignado», advierte sobre la dificultad de cazar perdices salvajes. «En cambio, cuando logras rematar los lances que te has trabajo con intención y le das a tu perro su merecida recompensa, le das el valor que cada una de estas magníficas aves tienen», finaliza Elena en las líneas en las que describe las siguientes imágenes.

Deja una respuesta