fbpx

Sorprenden a un oso intentando cazar a un toro y lo graban

No deja de impresionar la fuerza del oso, capaz de retener a un animal tan poderoso como el joven toro, que parece incapaz de librarse de él.

El oso, atacando al ternero.

Buena parte de la sociedad se sorprendía hace un mes cuando se conocía que un oso pardo había atacado a una mujer, hiriéndola de gravedad, en Asturias. Aunque en nuestro país el oso pardo no sea un animal que protagonice muchos ataques a humanos, los plantígrados sí pueden intentar cazar ganado para alimentarse. Y el siguiente vídeo da fe de ello.

En estas se ve cómo dos personas son testigos del ataque de un oso a un toro al que intenta dar caza. En los intensos segundos de grabación, que habría sido tomada en Rusia, se ve cómo el animal muerde en repetidas ocasiones al novillo para abatirlo. La lucha entre predador y presa es ardua, cruda y describe a la perfección cómo el poder del más fuerte se impone en la naturaleza. No deja de impresionar la fuerza del oso, capaz de retener a un animal tan poderoso como el joven toro, que parece incapaz de librarse de él.

Aunque las personas que graban tratan de interponerse en esa batalla natural y llamar la atención del plantígrado, no lo consiguen y éste prosigue en su tarea de abatir a su presa para comer.

El pasado 1 de junio, Jara y Sedal recordaba cómo diferentes expertos de la Fundación Oso Pardo, junto a investigadores de la Universidad de Oviedo, elaboraron un documento técnico sobre los ataques de oso en España y su situación en un contexto global.

No obstante, y en contra de lo que muestra este vídeo, la probabilidad de ser atacado por un oso pardo en España es muy reducida. Por este motivo no hay que crear alarmismo ni demonizar a esta especie.