fbpx

Un agricultor graba cómo una cigüeña se traga una codorniz en Segovia

El agricultor que hace diez días grabó a una cigüeña intentando comerse una pollada de perdices, ha grabado ahora a una de estas grandes aves comiéndose una codorniz.

Javier Fernandez-Caballero

El agricultor y cazador Andrés Chamorro, que el pasado mes de junio grabó cómo una perdiz plantaba cara a una cigüeña para impedir que se comiese sus pollos, ha vuelto a captar una imagen insólita: la de una cigüeña comiéndose una codorniz. «Ahí va, una codorniz, y no es pequeña… hasta dónde va a llegar esto», se lamenta el agricultor desde la cabina del tractor.

Chamorro comenta que hechos como este los ve «casi a diario». «La cigüeña está haciendo mucho daño a las especies cinegéticas de la zona», asegura. «Las he vito comerse topos, pollos de perdiz, lebratos enteros, culebras y ahora codornices, es increíble», relata este agricultor que trabaja en la localidad segoviana de Lastras del Pozo.

Estas imágenes ponen de nuevo de manifiesto una realidad de la que no se suele hablar: el carácter depredador de las cigüeñas. Quizá por eso el vídeo no ha tardado en correr como la pólvora por las redes sociales de los cazadores.

La cigüeña, un gran depredador

Como ya recordamos hace diez días, la Ciconia ciconia es un ave carnívora. Su imagen amable no suele ser relacionada con su carácter depredador en el imaginario colectivo. Pero lo cierto es que su dieta se compone de mamíferos, insectos grandes, anfibios, serpientes, lagartos, gusanos de tierra, huevos y crías de otras aves, moluscos o crustáceos.

Durante las épocas secas –verano principalmente– se alimenta de insectos y ratones, aunque como podemos ver en el vídeo no desdeña crías de perdiz o, incluso, de conejos. Si por el contrario dispone de agua, busca su alimento en charcas o zonas húmedas, donde pesca peces o caza ranas, por ejemplo.

Otro ejemplo: graban a un bando de cigüeñas cazando liebres

Una cigüeña comiéndose una liebre.

El vídeo de un bando de cigüeñas que persigue a una liebre para tratar de atacarla arrasó hace unos meses en Internet. Las imágenes, que ya fueron compartidas por Jara y Sedal hace un par de años, vuelven ahora a estar en boga después de que cientos de usuarios las envíen y comenten con sus teléfonos móviles. Te las mostramos.