fbpx

Sorprende con su dron a dos presuntos furtivos: «Intentaban matar perdices desde el coche con un .22»

El dueño de un coto de caza situado en la localidad toledana de Alcabón denuncia esta práctica ilegal que está acabando con las perdices de la zona y que dice es «habitual».

graban con un dron furtivos perdices
Los furtivos grabados con un dron y una pareja de perdices. © V. M. y Shutterstock

«Ya no sé qué hacer…». Son las palabras de desesperación del dueño de un coto privado de caza ubicado en las cercanías de la localidad toledana de Alcabón que, este fin de semana, de nuevo habría sufrido la lacra del furtivismo en sus tierras. En concreto, varios presuntos furtivos habrían abatido decenas de perdices en este coto toledano desde el coche, un hecho que el dueño, V. M., ha grabado con un dron y ha facilitado el vídeo a la redacción de Jara y Sedal.

«El año pasado ya me harté de tener que jugarme la vida con estos individuos día a día, saliendo detrás de ellos con el coche, y por eso me saqué el carnet de piloto de dron para poder perseguirlos y grabarlos», explica a este medio el afectado. «Durante todos estos años los he corrido, pero como llevan coches de gasolina que tienen una arrancada más rápida, es imposible quedarse con su matrícula; por eso tomé la decisión de grabarlos con el dron», remarca.

En concreto, este fin de semana los presuntos furtivos habrían aprovechado que el tiempo lluvioso para esperar a que las perdices saliesen ya emparejadas al camino: «No dejaron ni una», describe el dueño del coto. «Estás criando perdices, echándoles agua y comida para que no les falte de nada… y llegan unos desalmados y destrozan tu trabajo en unos minutos», denuncia.

Además, critica la falta de protección por parte de la Guardia Civil: «Los llamas y te dicen que no pueden hacer nada, que no tienen tiempo para venir. Y si el SEPRONA viene, no es para vigilar a los furtivos ni perseguirlos, sino para pedirte los papeles a ti», señala el afectado.

Los furtivos también persiguen corzos y liebres con galgos en su coto

El dueño de este coto toledano también denuncia que los furtivos matan liebres y corzos con perros en sus tierras: «Van con prismáticos de visión nocturna, y si ven liebres en pareja las matan, si ven corzos van a por ellos… no sé cómo parar esto. Actúan con una impunidad increíble», se lamenta V. M.

Incluso narra un ataque fruto de la agresividad de estos individuos: «Hace cuatro años me abrieron la cabeza con una barra de hierro unos furtivos que estaban abatiendo conejos con hurones en mi coto, hecho que denuncié. El problema es que no pasa nada y no hay ningún miedo a que los pillen», prosigue su denuncia el dueño del coto castellano manchego.

Azotes, destierro, amputaciones.. así castigaban a los furtivos las antiguas leyes de caza españolas

Imagen antigua de un cazador de conejos.
Imagen antigua de un cazador de conejos.

A finales del mes pasado saltó la noticia. Cuatro furtivos habían sido condenados a tres meses de cárcel acusados de organización criminal tras matar sin permiso 162 reses en cotos de las provincias de Teruel y Guadalajara. El juicio, celebrado en la Audiencia de Teruel, también los condenó a una multa de 360 euros. Esta sanción fue tachada de ridícula y escasa por la mayoría de aficionados a la caza, que encontraban que era una pena demasiado pequeña para todo lo que habían cometido.

Pues bien, si estos dos furtivos hubieran cometido sus fechorías hace tres o cuatro siglos, seguro que la pena habría sido otra mucho más contundente. Si estás interesado en conocer cómo era la caza de nuestros ancestros y las leyes que la regían, no te despegues de estas líneas porque te vamos a contar las normas y castigos más alucinantes de los siglos pasados.