fbpx

La perra de este 'cazador coraje' enferma, pierde la movilidad y le piden que la sacrifique, pero él hace esto

La bretona de este cazador dio a luz y enfermó gravemente. Tanto que perdió su movilidad y el veterinario le recomendó sacrificarla. Él se negó a hacerlo y comenzó una dura lucha contra la enfermedad. Esta es su historia.

El cazador jiennense Manuel Vilches, natural de la localidad de Andújar, ha contactado con Jara y Sedal para dar a conocer una de esas historias de superación que emocionan a cazadores y no cazadores. Todo comenzó el pasado mes de abril, cuando los veterinarios dieron prácticamente por muerta a su perra Jara –de tres años– después de que desarrollase una grave infección post-parto que la dejó tetrapléjica temporalmente y puso en riesgo su vida.

Según relata Vilches, todo comenzó tras un parto: «La perra parió diez cachorros, pero a los siete días de dar a luz me la encontré en muy mal estado, en el suelo, tirada y sin que se pudiese levantar. La llevé a un veterinario, estuvo cinco días ingresada y estaba prácticamente muerta», señala.

Le recomendaron sacrificarla

El primero de los veterinarios al que acudió le dijo que la única solución era sacrificarla, por lo que decidió obtener una segunda opinión profesional y preguntó a otro. «Este segundo acertó de lleno con lo que le pasaba: tenía una grandísima infección y me dijo que lo más seguro sería que se muriese, pero que se podía tratar de recuperar», relata el cazador.

El animal necesitaba una operación, pero no tenía la suficiente fuerza para aguantarla, por lo que se sometió a un fortísimo tratamiento: «Estuvimos dándole pinchazos, vacunas, colirio en los ojos, una gran rehabilitación porque estaba tetrapléjica. Yo le iba ayudando día a día.  Tras dos meses, comenzó a andar, a apoyarse ella sola, a coger peso y ahora está perfecta. De hecho, ya está lista para la media veda», relata Manuel.

Una «excelente» cobradora

La perra Jara tiene tres años y fue un regalo de un amigo cazador a Manuel. El proceso de recuperación ha durado unos tres meses de los que Vilches saca una cosa en claro: «Los cazadores nos desvivimos por nuestros perros, sin duda», afirma. «La perra cazando es muy buena. Hace espectaculares muestras, cobra genial… y lo mejor de todo: es una compañera maravillosa», concluye.

En el siguiente vídeo se puede ver el proceso de recuperación de Jara, desde que no se podía mantener ni en pie, cuando tenía que comer tumbada, hasta la actualidad, pasando por el proceso de rehabilitación, en el que Manuel la tuvo que enseñar de nuevo a andar.

Esta es la emotiva carta de un cazador a su perro herido tras 16 años cazando juntos

cazador perro
Juan Manuel Rodríguez y su perro. / Facebook

El cazador alcarreño Juan Manuel Rodríguez Morcillo publicó el pasado mes de enero una emotiva carta a su perro Casper, herido en un atropello. Llevan 16 años cazando juntos. El texto emocionó a cientos de cazadores, que le mostraron su afecto en estos momentos y le dejaron decenas de comentarios en la red social. Te la mostramos.

Deja una respuesta