fbpx

Tres consejos para cazar un corzo a principios de temporada

Si tu intención es cazar un corzo en el primer mes de temporada y hacerlo con arco, Pedro Ampuero te cuenta tres aspectos que debes conocer y controlar.

corzo

Si te gustan los retos ha llegado el momento de que dejes el rifle aparcado en casa y salgas al campo a por algún corzo (Capreolus capreolus) con arco y flecha. Sí, lo sabemos. No todos los cazadores están preparados para un desafío como ese pero si te gusta la caza auténtica, a corta distancia y en la que deberás mantener tus nervios a raya.

Para que puedas afrontar un reto así, Pedro Ampuero ha realizado un vídeo de caza, en el que trata de desgranar los tres factores claves que debes controlar para tener éxito en la caza del corzo en el mes de abril.

1. Busca el corzo de tus sueños

Parece algo evidente pero el primer paso es localizar al corzo que quieras cazar. Y para ello no basta con salir al campo con la temporada empezada. Utiliza el mes de marzo para echarte al monte con los prismáticos y el teleobjetivo. Analiza cada corzo que seas capaz de encontrar y valora su trofeo. «Con todo ese trabajo hecho, podrás recechar súper concentrado con un objetivo claro cuando llegue el momento», asegura Pedro.

2. Entiende y estudia a tu presa

La observación es la clave de todo. De nada servirá localizar un buen macho si no somos capaces de entender sus querencias, horarios y posibles rutas. «En terreno abierto es fundamental contar con la ayuda de un amigo que te puede ayudar cuando pierdas al corzo de vista. Tener unos ojos en la ladera de enfrente que te puedan indicar es qué hacer en cada momento y dónde asomarte aumenta tus opciones de éxito».

corzo

3. Entrena antes de cazar

De nada sirven los dos puntos anteriores si cuando llega la hora de soltar la flecha te pilla demasiado verde. Un corzo te da pocas oportunidades y para aprovecharlas hay que estar preparado. Por ello, es fundamental entrenar la mecánica de tiro y la puntería en varias distancias, semanas antes del pistoletazo de salida. «Hay que llegar a abril habiendo entrenado antes. Tendemos a entrenar con la temporada encima y eso sirve de poco», concluye Pedro Ampuero.