fbpx

Dos sociedades de caza de Valencia son premiadas por colaborar en la recuperación del águila pescadora

En concreto, las autoridades harán un reconocimiento a los cazadores de Pego y Oliva por su colaboración en la reintroducción de esta especie en la Marjal.

Águila pescadora
Águila pescadora. © Shutterstock

Con el lema ‘Trabajando juntos para la vuelta del águila pescadora’, todos los agentes implicados en el proyecto, entre ellos los Clubes de Cazadores de Oliva y de Pego, recibirán un reconocimiento por su implicación en el proyecto de reintroducción del águila pescadora en la Marjal de Pego-Oliva, de gran interés medioambiental para la Comunidad Valenciana. Será un acto que se celebrará el próximo sábado 2 de abril en la Muntanyeta Verda (Pego).

El presidente del Club de Cazadores de Pego, Antonio Ferrando, agradece el reconocimiento y destaca que «gracias a la unidad y colaboración de todos los cazadores y la Fundación del Águila Pescadora, este proyecto se ha podido llevar a cabo». «Durante estos años, -añade- hemos trabajado conjuntamente tanto desde los clubes de cazadores como desde la administración local y la fundación en la vigilancia, seguimiento y protección del águila, así como en la concienciación y preservación de la biodiversidad del Parque Natural de La Marjal de Pego-Oliva».

También, el presidente del club de Cazadores de Oliva, Enrique San Onofre, valora positivamente que se haya contado con el colectivo cinegético para llevar a cabo este proyecto medioambiental, «pues somos los primeros implicados e interesados en mantener y cuidar el ecosistema del humedal». «La experiencia ha sido muy satisfactoria y estamos dispuestos a seguir colaborando si se nos necesita», agrega.

Por su parte, el Delegado de la Federación de Caza en Alicante, Óscar Corbí, agradece a la Conselleria de Agricultura, Desarrollo Rural, Emergencia Climática y Transición Ecológica que se haya tenido en cuenta al sector cinegético. «Los cazadores hemos demostrado siempre nuestro compromiso con la protección de los hábitats y participar en la reintroducción un ave rapaz que había desaparecido de un enclave como la Marjal de Pego-Oliva, lo corrobora», afirma.