fbpx

Podemos pide aumentar las penas por maltrato animal pero rechaza hacerlo para asesinos como el de Diana Quer

La formación morada ha votado en contra de una iniciativa para reformar el Código Penal y endurecer la prisión permanente revisable a asesinos reincidentes o que oculten el cuerpo de sus víctimas, pero en cambio sí impulsa otra reforma para aumentar las penas por maltrato animal.

Ione Belarra y Sergio García Torres reunido con las asociaciones animalistas.
Ione Belarra y Sergio García Torres reunidos con las asociaciones animalistas.

Unidas Podemos votó ayer en el Congreso en contra de una iniciativa presentada por PP, Ciudadanos y el Grupo Mixto para endurecer la prisión permanente revisable y extender su aplicación para los asesinos que sean reincidentes y los que oculten el cadáver, como sucedió en los casos de la desaparición de Diana Quer Marta del Castillo o de Rocío Wanninkhof, entre otros. Llama la atención que, la misma formación morada que se muestra en contra de aumentar las penas de los asesinos, haya impulsado una reforma del código penal con la que sí estaría a favor de endurecer las penas por maltrato animal.

Y es una vieja aspiración. Ya en marzo de 2018 Jara y Sedal advertía de que Podemos había propuesto una reforma en el Congreso de los Diputados que podría suponer el fin de la caza y la pesca en España. Si bien el proceso se detuvo con la disolución de las cortes y la convocatoria electoral, el pasado mes de diciembre fue recuperado en silencio con una consulta pública que inició su tramitación en plenas fiestas navideñas. La medida se basa en una propuesta de reforma del Código Penal con la que pretende elevar las penas por cualquier tipo de maltrato animal hasta los dos años y medio de prisión y que la protección de la que gozan los animales domésticos se extienda a la fauna salvaje. Todos los expertos del sector cinegético coinciden en señalar que el objetivo de esta medida es criminalizar al colectivo de cazadores y colocarlo en una situación de inseguridad jurídica tremenda.

Los animales sí, las personas no

No obstante ha sido este mismo partido político el que ha rechazado incluir dos nuevos supuestos en los que se podría aplicar la prisión permanente revisable a los asesinos. Uno es para aquel que «hubiere hecho desaparecer el cadáver de la víctima o no diere razón de su paradero». Se trata de una reforma pensada para castigar situaciones como la que vive la familia de Marta del Castillo en la que el asesino se niega a revelar donde ocultó el cadáver.

El segundo nuevo supuesto sería aplicable cuando «el autor hubiere sido condenado con anterioridad como reo de delito de asesinato». Es decir, para los casos en el que el autor de los hechos sea reincidente.

Para defender la necesidad de introducir estos supuestos en el Código Penal, los familiares de Marta Calvo y Diana Quer han acudido a las puertas del Congreso para solicitar a los distintos partidos políticos que respalden la proposición de ley.

El sector cinegético protagoniza una manifestación histórica en contra de la reforma

La histórica manifestación en defensa de la caza y el mundo rural celebrada el pasado domingo 20 de marzo en Madrid consiguió congregar a unas 800.000 personas, entre ellos cerca de 600.000 cazadores según las entidades organizadoras. Los aficionados a la actividad cinegética protestaron contra el Anteproyecto de la Ley de Protección, Derechos y Bienestar de los Animales y contra la citada reforma del Código Penal que está impulsando Podemos.