Dos cazadores de perdices salvan a dos corzos que estaban a punto de morir en un canal

Comparte con tus amigos










Enviar

Los animales estaban sin fuerza, con heridas en sus extremidades y a punto de morir agotados. Estos dos cazadores, que practicaban la caza menor ese día, no dudaron en correr a su domicilio a por una cuerda para salvar a los pequeños cérvidos.

13/11/2019 | Redacción JyS

RESCATE corzos
Padre e hijo, tras el rescate. / A.H.

El jovencísimo Nacho Martínez, de 17 años de edad, y su padre, Ignacio Martínez, protagonizaron el pasado domingo 10 de noviembre un épico rescate de dos corzos que estaban en peligro de muerte en un canal cuyo nivel de agua subía peligrosamente en las cercanías de la localidad riojana de Baños de Río Tobía.

Tal y como han explicado a Jara y Sedal, ambos salieron a practicar la caza menor en un coto dividido en dos partes separadas por este canal, y cuando se cambiaron de una a otra se encontraron con los pequeños cérvidos en peligro. «A mi padre, en un principio, le parecieron dos perros de algún cazador, por lo que nos acercamos a la zona donde estaban ya que por experiencia propia sé lo que es tener que rescatar un perro que se ha caído al canal porque hace poco me pasó», relata el joven Nacho.

Una vez allí, se dieron cuenta de que eran dos corzos y que no tenían cuerdas para sacarlos. «Nos volvimos a casa a coger cuerdas y, cuando llegamos al punto del canal donde habíamos estado anteriormente, los corzos seguían en el mismo sitio, pero casi sin fuerzas», nos cuenta Nacho.

Entre su padre, un cazador y el joven, lograron sacar los dos animales del agua. «Una vez que los rescatamos nos alejamos un poco del canal y los soltamos en el mismo lugar donde el fin de semana anterior los habíamos visto corriendo», explica. Dice que «les costó caminar ya que estaban muy cansados y con alguna herida en las pezuñas, pero finalmente se marcharon», concluye el joven. Este es el vídeo que grabó en el momento previo al rescate:

Otros rescates en canales

corzo
El cazador no dudó en lanzarse al canal para salvar al animal. / J.J.V.

El pasado 1 de abril Jara y Sedal publicaba cómo Juanjo Villalba, un joven cazador de 31 años y natural de Almoguera, localizaba un corzo atrapado en el canal de riego que cruza junto a la localidad alcarreña. No dudó un segundo en quitarse la ropa y lanzarse de cabeza al agua para salvar al animal. Las imágenes que filmó su amigo Ángel Velasco se convirtieron en virales.

Días antes, en el mes de marzo, las imágenes de un hombre que trataba de salvar desesperadamente a varios jabalíes que nadaban exhaustos en un canal de riego tuvieron gran repercusión en las redes sociales. Es común que en este tipo de instalaciones se les mojen las pezuñas a los animales al tratar de beber, caigan en ellas y ya no puedan volver a salir, de ahí que se hayan convertido en una auténtica trampa mortal.

Comparte con tus amigos










Enviar

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here