fbpx

Organizan una batida jabalíes en el aeropuerto de Foronda, en Vitoria

La batida que ha organizado el aeropuerto de Foronda ha contado con la participación de cinco cazadores que realizaron la labor de manera voluntaria.

Jabalí en el aeropuerto de Vitoria.
Jabalí en el aeropuerto de Vitoria. © Shutterstock

El aeropuerto de Foronda, en Vitoria, ha vivido durante los últimos días una batida para aminorar la población de jabalíes del lugar que, desde hace un tiempo, deambulaban en el interior de su vallado. Según expone el diario Gasteiz Hoy, el pasado jueves que se abatió, al menos, a uno de los ejemplares.

Desde Aena han confirmado al citado medio que, a través del Servicio de Control de Fauna, se realizó dicha batida «para evitar la presencia de jabalíes». Y señalan que son actuaciones que se realizan «excepcionalmente, y de conformidad con los protocolos acordados con la Administración, bajo el estricto cumplimiento del marco normativo de aplicación». Es decir, que cuentan con «la preceptiva autorización de las autoridades ambientales del entorno».

Además, por ahora, aseguran que Foronda «no tiene previsto» realizar nuevas batidas próximamente. «Se trata de una medida excepcional, enmarcada dentro de las numerosas actuaciones que el aeropuerto realiza para compatibilizar la seguridad operacional con el máximo respeto al entorno natural en el que se localiza», añaden desde Aena al citado medio.

Entre ellas, destacan la recogida de animales que acceden al recinto a través de jaulas, las cámaras de foto-trampeo, la eliminación de siembra dentro del aeropuerto o el control de la cubierta vegetal. La batida que ha organizado el aeropuerto de Foronda ha contado con la participación de cinco cazadores con licencia, que realizaron la labor de forma voluntaria. Una actuación que, por lo general, suele desarrollarse cuando no hay vuelos programados. 

Caza en aeropuertos: Madrid permite desde este verano abatir palomas en el aeropuerto de Barajas

En este sentido, la Consejería de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid, por petición de AENA, otorgó a inicios de verano y también con carácter excepcional una autorización para ahuyentar y abatir palomas torcaces, «por riesgo para la seguridad de las operaciones aéreas» en este espacio desde el 1 de junio al 15 de septiembre, todos los días y únicamente a ocho cazadores con escopeta.

Por este motivo, y en coordinación con el mencionado aeropuerto, la Sociedad de Cazadores de Paracuellos de Jarama está saliendo a cazar, de forma ocasional, y siempre en días de diario para coincidir lo menos posible posible con viandantes y ciclistas. Lo hace, además, respetando las distancias y zonas de seguridad (caminos, vías pecuarias y por supuesto zonas habitadas).