fbpx

Varios jabalíes escapan de una cosechadora y a punto están de provocar un accidente

Una piara de jabalíes encamada en una siembra huye de una cosechadora hacia una carretera por la que circulaban varios vehículos.

Javier Fernandez-Caballero

El daño que provocan los jabalíes a las cosechas en las zonas en las que estos animales tienen sobrepoblación es evidente en grabaciones como la siguiente, en la que se pone en evidencia no sólo este problema en el campo, sino el derivado en las carreteras cuando éstos cruzan la calzada y provocan accidentes de tráfico.

Está claro que las siembras son un gran y perfecto encame para los jabalíes, especialmente cuando éstas se encuentran altas por dos razones principales: el refugio que le ofrecen sin que nadie les moleste durante todo el día y, en segundo lugar, el abundante alimento del que disponen en ese lugar. Pero cuando llega el momento de la siega, su presencia supone un grave problema.

En este vídeo varios jabalíes aguantan lo imposible la llegada de la cosechadora para salir embalados del lugar cuando sólo quedan unos metros para que ésta llegue. Y lo hacen hacia una carretera, estando a punto de provocar un grave accidente.

Graban cómo un jabalí está a punto de provocar un accidente con un tren en Barcelona

Graban cómo un jabalí está a punto de provocar un accidente con un tren en Barcelona
El jabalí, a punto de ser arrollado por el tren. / Instagram

La sobrepoblación de jabalíes afecta gravemente a numerosas zonas del país y no sólo por los accidentes en carreteras que puedan provocar, sino por otro tipo de situaciones de riesgo como la que te mostramos a continuación.

En la grabación se ve cómo un jabalí está a punto de provocar un accidente mientras el convoy repleto de pasajeros avanza a toda velocidad. Recordemos que los accidentes por jabalíes en carreteras se cobran casi a diario vidas humanas, pero que un suido cruce de esta forma las vías puede provocar un movimiento en falso del conductor del tren y un accidente que afectaría a muchas más personas que las que puedan transitar por una carretera.

Por fortuna, unas milésimas de segundos salvan de una muerte segura al jabalí.