fbpx

Interceptados en Asturias tres presuntos furtivos con una cabeza de jabalí en el maletero

Los agentes de la Guardia Civil montaron un dispositivo en las pistas forestales cercanas hasta que pudieron identificarlos.

furtivo

Tres supuestos furtivos fueron sorprendidos de noche en el Coto Regional de Caza de Cangas del Narcea y están siendo investigados, según ha informado hoy Onda Cero. Los hechos ocurrieron durante la madrugada del pasado 23 de mayo cuando la patrulla de Seguridad Ciudadana del Puesto de la Guardia Civil de Cangas del Narcea se encontraba prestando servicio en las proximidades de la localidad de Cobos.

Los agentes escucharon varios disparos de arma de fuego por lo que procedieron a montar un dispositivo de control de vehículos en las proximidades del lugar y con accesos a pistas forestales. Al cuarto de hora fue interceptado un todoterreno ocupado por tres hombres que portaban en su interior un rifle, varias cajas de munición, una linterna LED con acople magnético para el arma, prismáticos y un foco de luz. Se encontraron también varias navajas y cuchillos manchados de sangre y con cerdas de jabalí. También una cabeza de jabalí sacrificado poco antes de la detección.

En ese momento, se procedió a la aprehensión para su depósito en la Intervención de Armas de Cangas del Narcea del rifle con su mira telescópica, munición y resto de efectos supuestamente utilizados para el furtivismo; también se decomisaron la cabeza de jabalí y las armas blancas utilizadas.

El Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil en la Comandancia de Oviedo instruyó diligencias por supuesto delito relativo a la protección de la fauna por caza ilegal. Se tomaron declaraciones a los tres hombres como investigados pero sin detención.

El supuesto autor del disparo y titular del arma tiene 36 años y es vecino de Cangas del Narcea; el titular y conductor del vehículo todoterreno es de la misma edad y vecino de Gijón; el último de los investigados que supuestamente participó en el hecho delictivo tiene 35 años y también es vecino del mismo municipio.

Las diligencias se han entregado en la Fiscalía de Medio Ambiente del Tribunal Superior de Justicia de Asturias.