fbpx

Una gallina pisotea a una cobra que intentaba matar a sus pollos

La serpiente vio la comida perfecta en los pollos de la gallina, que aún tenían unos días de vida, pero la madre no se lo iba a poner nada fácil.

Javier Fernandez-Caballero

Como una madre no hay nada. Es lo que se vuelve a poner de manifiesto en el vídeo que te mostramos a continuación, que ha arrasado en las redes sociales en las últimas horas. En la imagen se ve cómo una gallina pisotea y picotea en numerosas ocasiones a una cobra que intentaba matar a sus crías.

El reptil vio la comida perfecta en los pollos de la gallina, que aún tenían unos días de vida, pero su madre no se lo puso nada fácil y consiguió expulsarla en tan sólo segundos a base de atacarla en su cabeza con picotazos y pisadas.

La publicación, que ya se ha compartido miles de veces a través de Twitter, es una muestra más del instinto salvaje y cruento de la naturaleza y de cómo esta se defiende para poder sobrevivir.

La cobra que regurgitó siete huevos de gallina

En los últimos días también se ha hecho viral el vídeo en el que una cobra entró en la casa de un granjero en la localidad india de Cuddalore y se tragó varios huevos de gallina. Tras oír ruidos procedentes del corral, el hombre revisó sus jaulas y se encontró con la cobra india, también conocida como ‘cobra de anteojos’.

En el vídeo se puede ver cómo un cazador de serpientes atrapó al animal y lo presionó sosteniéndolo su cola. De esta forma la cobra regurgitó siete huevos, uno por uno. El reptil posteriormente fue liberado.

Otros curiosos casos de «robos» en gallineros 

Las imágenes nos recuerdan a otros que Jara y Sedal ha publicado sobre gallineros, como el caso del zorro que se disponía a robar en uno de ellos mientras la cámara de seguridad lo grababa. Así se las apañaba aquel raposo para saltar una valla y salir con la gallina en la boca. 

Caso similar fue también el de este otro gallinero, en el que su propietario estaba cansado de que ‘alguien’ o ‘algo’ le robara las gallinas y decidió colocar una cámara oculta. Esto es lo que captó. Por último, mostramos el caso en el que este zorro se las apañó para entrar de esta forma en el gallinero… ¡increíble!