fbpx

Francia empieza a condenar a animalistas por asaltar granjas

Una asociación animalista y un medio de comunicación francés han sido condenados a pagar una multa de 500 euros y a retirar el contenido publicado tras grabar en una granja de pollos sin permiso.

Javier Fernandez-Caballero

Francia ha comenzado a condenar a animalistas por asaltar granjas. La prueba es una nueva sentencia del pasado 29 de junio por la que se condenó a la asociación animalista DXE y al medio de comunicación Konbini por haber asaltado una granja de pollos de engorde cuya carne se destinaba a McDonald’s y haber hecho un ‘informe’ particular en el lugar sin previo permiso de los propietarios.

La asociación y el sitio web deberán pagar ahora una multa de 500 euros cada uno, según ha desvelado el diario galo L`Opinion. Además, también se les ha obligado a eliminar las imágenes, fotos y vídeos obtenidos durante la intrusión del periodista Hugo Clément en el recinto privado.

Esta sentencia, la primera en llegar a los medios de comunicación, aclara un poco más el funcionamiento de la jurisprudencia en torno a las intrusiones en las granjas después de una primera condena a DXE el pasado mes de marzo.

Así es la ley que castigará con cárcel a los animalistas que revienten cacerías o asalten granjas en Francia

Varios animalistas intentan boicotear una batida en Xátiva. / El Diario

El Senado francés aprobó a finales del pasado año un proyecto de ley para castigar con mayor severidad a quienes boicoteen cacerías u otros eventos autorizados por ley. Según han informado AFP, la propuesta trata de responder a los nuevos casos de ecoterrorismo contra carnicerías, el ganado o la propia caza.

«Todas las actividades que no estén prohibidas deben de ejercerse libremente sin que nadie intente interferir en ellas», dice el texto. El objetivo del proyecto de ley redactado por iniciativa del diputado Jean-Noël Cardoux –del partido republicano– y aprobada por el Senado es claro: dar una respuesta firme a los boicots que los animalistas están realizando a la caza y a las «intrusiones en mataderos o granjas» por parte de estos radicales. Accede a la noticia al completo a través de este enlace.