fbpx

Los cazadores se vuelcan con la conservación de la codorniz: más de 1.400 participan en el proyecto Coturnix

El proyecto de ciencia ciudadana aplicada a la conservación de la codorniz común impulsado por Mutuasport, la Fundación Artemisan y las federaciones de caza está siendo todo un éxito.

Jara y Sedal

Por RFEC

Un total de 1.444 cazadores han participado en la primera fase de recogida de datos de Coturnix, coincidiendo con el periodo de media veda. Gracias a su colaboración, se han recogido 4.466sobres-ficha cumplimentados, con una información que será muy valiosa para aumentar el conocimiento y seguimiento de la codorniz.

Coturnix es un proyecto de ciencia ciudadana aplicada a la conservación de la codorniz común, puesto en marcha por Mutuasport, en colaboración con la Real Federación Española de Caza, la Fundación Artemisan, la Universidad de Lleida y las Federaciones Autonómicas de Caza, con el Dr. Jesús Nadal liderando la investigación científica.

Un proyecto para garantizar el aprovechamiento sostenible de la especie

Entre sus objetivos, además de conservar la codorniz, se encuentra el de garantizar el aprovechamiento sostenible de esta especie, que genera una gran afición entre muchos cazadores y que es una de las protagonistas de la media veda que está concluyendo en muchas comunidades en estos días.

La previsión durante los próximos meses es llegar a recoger más de 5.000 muestras biológicas a través de los sobres-ficha, así como la recepción de unas 2.500 encuestas de jornadas cinegéticas, con la participación de más de 2.000 cazadores voluntarios y de unas 1.000 sociedades de caza.

Hasta el momento, el 65 % de los cazadores contactados han mostrado interés en participar en el proyecto y la respuesta obtenida está siendo muy positiva. Por ello, desde las entidades promotoras queremos agradecer el gran trabajo y la dedicación que están mostrando los cazadores, principales protagonistas de Coturnix.

Convertir cada captura en un dato científico

En estas primeras semanas, los participantes han realizado una valiosa contribución aportando información de sus jornadas de caza y muestras de alas, que permiten el diagnóstico de la codorniz. Se trata, así, de convertir cada captura en un dato científico, contribuyendo a desarrollar la cultura cinegética y estimulando la caza sostenible.

A esta recepción de información se incorpora el uso de las últimas tecnologías disponibles, mediante dispositivos de seguimiento GPS/Argos, que permitirán incrementar el conocimiento sobre la biología y la ecología de esta especie.

Además, en las siguientes fases del proyecto se trabajará junto con agricultores y propietarios para desarrollar prácticas agrarias compatibles con la conservación de la codorniz             

Coturnix surge de una alianza entre entidades muy ligadas al sector cinegético, conscientes de la necesidad urgente de consolidar el seguimiento y la gestión sostenible de una especie tan particular como la codorniz, de la importancia de transmitir a la sociedad la realidad de la caza en el medio natural y de la oportunidad de contribuir al desarrollo rural a través de la ciencia.