fbpx

La emotiva historia de dos cazadores que abaten un gran jabalí y se lo dedican a su amigo fallecido

Ignasi y Jordi perdieron recientemente a su amigo Albert, con el que les unía la pasión por la caza. Ambos esperaban que pudiese cazar este gran cochino, algo que finalmente no pudo ser. Este fue su emotivo homenaje.

Javier Fernandez-Caballero

El cazador catalán Ignasi Vernet, de 28 años de edad y natural de Benissanet (Tarragona) y su amigo Jordi homenajearon hace unos días a su amigo Albert Todó, fallecido el pasado mes de mayo. Lo hicieron cazando el 14 de julio en el coto social del citado municipio al jabalí que durante su enfermedad habían estado viendo para que lo abatiese Albert en una espera con el visor que le habían regalado para animarlo.

La historia de estos amigos con este jabalí empezó en diciembre de 2019, fecha en que el amigo de Ignasi (Albert Todó) cumplía años y estaba pasando un mal momento a causa de una grave enfermedad. «Entre unos cuantos amigos le regalamos un visor de punto rojo para su rifle, pues le encantaba la caza del jabalí», relata el cazador.

En marzo decidieron buscar un jabalí grande para que pudiera tener un buen estreno de rifle y visor, encontrando este gran ejemplar, «pero por desgracia el amigo falleció en mayo y no pudo estrenarlo».

Otro buen amigo de Ignasi, Jordi, decidió junto al primero tratar de cazar el mismo animal para así poder dedicárselo a su amigo Albert. «El jabalí entraba regularmente, pero durante un periodo aproximado de un mes desapareció de la zona donde estaba siempre. Pensamos que ya no lo veríamos más hasta que de nuevo, regresó por allí», relata Vernet.

Ambos cazadores solicitaron entonces un permiso de esperas. Tenían que tratar de cazarlo.

Llegó el esperado día

Otra imagen del jabalí y de sus colmillos. / JyS

Ignasi se dispuso a hacer una espera el pasado 14 de julio para intentar localizar al animal. «A las 21:15 horas empecé a oír cómo salía del encame. Cuando lo pude ver, no dudé que era ese gran jabalí que estábamos esperando. Lo dejé avanzar para tener un buen disparo, y cuando lo tuve en el punto de mira apreté el gatillo», explica sobre el lance. Ignasi necestió dos disparos más para hacer que el animal cayese definitivamente.

«Cuando llegué donde estaba el animal abatido, me di cuenta de que poseía un gran trofeo. Pesó exactamente 105 kilos y tras las primeras mediciones del taxidermista, me comentó que seguro que es medalla de plata, con posibilidades de llegar a ser oro», señala el cazador, que llevará los colmillos y amoladeras a la Comisión de Cataluña de Homologación de Trofeos de Caza.

Sin duda, se trata de un sentido y emocionante homenaje al amigo perdido con el jabalí que él mismo debería haber cazado. «Albert amigo, este jabalí es tu trofeo, va a tu nombre. Es tuyo», dice por último el joven a Jara y Sedal.

Caza un corzo con una sorprendente cuerna que dedica a su amigo fallecido

Caza un corzo con una sorprendente cuerna en forma de corona: «He contado 21 puntas»

El cazador murciano y seguidor de Jara y Sedal Antonio Molina ha narrado a este medio la historia de un extrañísimo corzo que abatió hace unos años en un coto de la provincia de Zaragoza y que dedica a dos amigos cazadores que recientemente han fallecido a los 60 años. La historia había permanecido oculta hasta ahora, que el cazador ha decidido narrarla coincidiendo con el concurso de historias de caza que Jara y Sedal y Excopesa han puesto recientemente en marcha. Te lo contamos en este enlace.

Jara y Sedal y Excopesa premiarán la mejor historia de caza con unos prismáticos Minox

Jara y Sedal y Excopesa premiarán la mejor historia de caza con unos prismáticos Minox

¿Has cazado algún animal destacable, curioso o piensas que el lance fue único? Pues Jara y Sedal puede premiar tu historia gracias al concurso que acaba de lanzar junto a ExcopesaSi tu historia es elegida, puede que ganes unos magníficos prismáticos Minox X-Lite 8×42.

Para optar a ellos solo tienes que enviarnos un email a info@revistajaraysedal.es, o un mensaje privado a cualquiera de nuestras redes sociales contándonos tu mejor historia de caza mayor, adjuntar las fotos de ese día y tu número de teléfono, además de seguir en Instagram el perfil de Jara y Sedal (@jaraysedal.esy el de Excopesa (@Excopesa). No tiene por qué ser el relato de un trofeo medallable, aunque se valorarán aquellos extraordinarios, curiosos o llamativos a los que les acompañe una buena historia. En este enlace te contamos cómo puedes participar.