fbpx

Caza un viejo corzo con un gruesa y peculiar cuerna: «Es el duende de mi vida»

Juan Ignacio Contreras cazó el pasado sábado en un coto de Guadalajara el que considera que podría ser el corzo de su vida: «Es un trofeo que me ha hecho mucha ilusión conseguir».

Javier Fernandez-Caballero

Juan Ignacio Contreras, cazador y miembro del consejo de redacción de Jara y Sedal, abatió el pasado sábado 1 de agosto un corzo con un espectacular y grueso trofeo en un coto de la provincia de Guadalajara. Contreras ha narrado cómo consiguió dar caza a este impactante animal en un coto del que forman parte cuatro únicos socios: «El corzo no lo tenía controlado, pero era una zona muy buena en la que sabía que podía haber ejemplares de este tipo», explica el veterano cazador.

Aquel sábado, muy de mañana, Juan Ignacio salió a cazar y «muy pronto» dio con el peculiar cérvido. «Casi entre dos luces», sobre las 7:15 horas, fue cuando Contreras vio a lo lejos al animal que, muy encelado, corría detrás de una hembra. «Puse a tope los aumentos de mi cámara Nikon, observé al animal con los prismáticos y pude comprobar que el trofeo era tremendo», describe el cazador.

En uno de los momentos en los que el corzo se paró mientras cortejaba a la hembra, Juan Ignacio aprovechó para encarar su rifle en calibre .30-06 Springfield cargado con balas de 165 grains y apretar el gatillo. «Pude escuchar cómo la bala impactaba en el corzo, sabía que no había fallado», asegura nuestro compañero.

Otra instantánea del animal. / J.I.C.

Tras el disparo, algo trasero, el corzo corrió hacia una zona de sabinas: «Estuve esperando a ver si salía hasta que, de repente, vino hacia mí y vi cómo se tumbaba a unos 160 metros de distancia». «Aún estaba vivo, por lo que de nuevo encaré el rifle y disparé para que no sufriese», añade Contreras.

Al llegar a cobrarlo, pudo comprobar que se trataba de un viejo corzo con un peculiarísimo trofeo: «Es, probablemente, el duende de mi vida», confiesa Juan Ignacio. «Ya estaba en decadencia, pero es un trofeo que me ha hecho mucha ilusión conseguir por las protuberancias que tiene», señala. Aquella tarde, en el mismo coto, lograba dar caza a otro macho destacable junto a un amigo sobre las 14:00 horas de la tarde. Sin lugar a dudas nuestro compañero no olvidará nunca esta magnífica jornada de caza.

Caza un corzo con una cuerna de base «rara y muy gruesa» y su cámara trampa fotografía el lance

Caza un corzo con una cuerna de base «rara y muy gruesa» y su cámara trampa fotografía el lance
Arcadio con el corzo y una de las fotos del lance que captó su cámara trampa. / A. F.

El cazador zamorano Arcadio Fernández, natural de la localidad de Benavente, abatió el pasado lunes 27 de julio un corzo con una cuerna izquierda que posee un descomunal grosor en la base de su cuerna izquierda en un coto en la provincia de Soria. Fernández ha narrado a Jara y Sedal todos los detalles de un lance que no olvidará jamás: «Es impresionantemente gruesa», asegura. Te lo contamos en este enlace.