fbpx

Cuelgan una cabra muerta por el lobo de una señal de tráfico en Asturias

La cabra ha aparecido junto a un cartel en el que se puede leer «lobos no».

La cabra muerta, junto al cartel.
La cabra muerta, junto al cartel.

El mundo rural y el sector ganadero son una olla a presión con el conflicto del lobo. El Gobierno de Pedro Sánchez lo blindó y prohibió su control al incluir a la especie en el LESPRE, lo que ha provocado que el gran número de ataques que provocan a los ganaderos vaya en aumento. Una polémica decisión que tuvo en contra a todas las comunidades con presencia del depredador. La situación actual de hartazgo está llevando a los habitantes del mundo rural a mostrar cada vez mayor descontento con la situación, para muchos ya insoportable. Y esto se ha podido ver con imágenes como la que se ha vuelto viral en las redes sociales en las últimas horas.

Está protagonizada por una cabra muerta por el ataque de un lobo en la zona Cabrales (Picos de Europa). Sus dueños, ganaderos que permanece en el anonimato, han colgado y expuesto el cuerpo desmembrado de una señal de tráfico junto a una pancarta en la que se puede leer «lobos no».

La de Picos de Europa es una de las zonas del norte español más afectadas por los ataques de lobos a vacas, caballos, ovejas y cabras. A pesar de las constantes denuncias de los ganaderos de la zona, el Gobierno central hace caso omiso a sus reivindicaciones, motivo por el cual cada vez son más frecuentes imágenes como estas.

Por otro lado, otras ganaderías de la zona han denunciado en redes sociales en los últimos días casos similares de lobos que han acabado con la vida de cabras autóctonas con el peligro de pérdida genética que supone para la especie. Además, lo hacen con el añadido de que muchas de ellas son hembras preñadas, por lo que el trastorno es doble para el ganadero.

No es la primera imagen de un animal muerto por el lobo colgado desde que esta especie fue incluida en el LESPRE

oveja puente

En este sentido, ésta no es la primera imagen de un animal muerto por el lobo colgado en un lugar público desde que el Gobierno incluyó a especie fue incluida en el LESPRE. Ya el pasado año apareció, por ejemplo, una oveja colgada de un puente en la localidad lucense de Ourol. El animal se encontraba colgado muerto sobre la carretera LU-540, que une Viveiro y Cabreiros, a la altura de Merille.  

La oveja colgaba de las patas en la vía más frecuentada del municipio y en el punto más visible. Llevaba pintado las palabras «peligro lobo», un mensaje que también se pintó en otros lugares de Merille.