fbpx

El animalista acusado de estafar 700.000 euros atacaba así a la caza para conseguir dinero

Te mostramos cómo el 'youtuber' animalista acusado por la Policía de estafar 700.000 euros atacaba a la caza para recaudar fondos. Ahora la Fundación Artemisan estudia personarse como acusación particular en el juicio.

Israel Hernández Tabernero

«En este país existe una gran comunidad de cazadores. En teoría es una comunidad regulada, pero en la práctica es el salvaje oeste. Preguntad a cualquier otra organización –animalista– , nosotros estamos habitualmente desbordados con hermosos perros de caza galgos, podencos, extremadamente leales, animales maravillosos que están severamente descuidados, que han recibido disparos o que han sido maltratados». Con estas palabras (en inglés) subía a las redes hace solo dos días uno de sus muchos vídeos el animalista cuya detención se hizo pública ayer tras ser acusado de estafar 700.000 euros. Dinero que presuntamente, y según la Policía, recaudaba con la excusa de curar a animales y que habría empleado en llevar una vida de lujos.

Según ha podido contrastar Jara y Sedal con fuentes relacionadas con la investigación, este animalista se hace llamar Viktor Larkhill en redes sociales, aunque tal y como desveló ayer Las Provincias su verdadero nombre sería Iván J., y se encuentra al frente de Let’s Adopt España, una supuesta ONG turca dedicada a los «rescates extremos» de animales. Esa doble cara está patente en los vídeos que sube a Youtube, donde aún se pueden ver sus dos canales: uno llamado LetsAdoptEspana y otro con su propio pseudónimo: Viktor Larkhill. El primero lo utiliza para subir vídeos de perros o gatos mutilados con horrendas historias tras él en español. El segundo, para mostrar esas mismas historias, pero en inglés.

Curiosamente, el animalista modula su mensaje en función del público. Así, mientras en la versión en inglés del vídeo que citábamos al principio del artículo criminaliza a los cazadores sin piedad, en la versión en castellano se muestra mucho más laxo y afirma: «Por supuesto, siempre hay algún cazador bueno, no lo niego. Existen, pero son pocos». Un perfil mucho más bajo para el público español, donde la mentira de los perros abandonados y maltratados por cazadores ha sido sistemáticamente desmontada por medios de comunicación y autoridades.

Según ha podido saber Jara y Sedal, a pesar de que la noticia saltó ayer a los medios, la detención del youtuber animalista se habría producido hace varias semanas. Ahora se encuentra en libertad y a la espera de juicio.

Más casos en los criminalizó a los cazadores para recaudar dinero

El vídeo al que nos referíamos al principio de este artículo no ha sido el único en el que este animalista acusado de estafar 700.000 euros ha criminalizado a los cazadores. Sus redes sociales están llenas de casos. Hace dos meses publicó otro con una podenca como protagonista, muy de su estilo. La perra presentaba un ojo en un estado lamentable, una durísima imagen aderezada con la siguiente presentación: «Diana era mayor y ya no resultaba útil para su dueño cazador. Así que la abandonó. Sí, tal cual. Recuperó la salud con nosotros y… no te pierdas el final de este rescate maravilloso!». Puedes ver el vídeo a continuación.

Fundación Artemisan estudia presentarse como acusación particular

Por supuesto, ninguno de los casos contaba con información contrastada que demostrase que realmente un cazador la había abandonado. Como el caso de Pippa, otra podenca que, según él, encontraron «Tirada en el campo por un cazador, Pippa tenía daño cerebral degenerativo… pero nos tenía a nosotros y a alguien dispuesta a quererla. Este vídeo tan emotivo no solo te hará llorar sino también sonreír…».

En algunos casos no solo hablaban de abandono por parte de cazadores, sino que acusaba de maltrato. Es el caso del siguiente perro, cuya historia aún puede verse en su canal de YouTube. «Perrito con la columna vertebral partida porque no cazaba… Scotty es un podenquito precioso sin instinto cazador. Él solo juega, te pide mimos, que le rasques… La caza no es para él. Su dueño no estaba dispuesto a tolerar eso… por ello, de un golpe brutal le partió la columna.

Jara y Sedal se ha puesto en contacto con la Fundación Artemisan después de que el caso de este animalista haya saltado a la luz. Según nos ha confirmado su director, Luis Fernando Villanueva, esta organización está estudiando personarse como acusación particular en el juicio contra él, puesto que como está demostrado el ahora investigado cargó contra los cazadores en los mensajes que lanzaba para recaudar parte del dinero que la Policía que cree que, presuntamente, habría estafado.

Su web y su página de Facebook han desaparecido

En el mundo animalista, la noticia de la detención de Viktor Larkhill parece no haberl pillado a nadie por sorpresa. Horas después de su detención sus redes sociales comenzaron a llenarse de comentarios de duras críticas. La mayoría eran de usuarios que señalaban desde hacía tiempo las presuntas actividades ilícitas del ahora investigado. Tanto es así, que desde hace años existe una página de Facebook con el nombre ‘Let’s Adopt – Baneados por Viktor Larkhill‘, donde se pueden leer algunas de las denuncias de usuarios en las redes. Todas ellas relacionadas con el rescate de animales y la solicitud de donativos.

A última hora de ayer, tanto la web de Let’s Adopt España como su página de Facebook habían desaparecido. Aún así, el equipo de Jara y Sedal pudo capturar alguno de sus últimos mensajes criminalizando a los cazadores.

Imágenes mostradas en la página de Facebook de Let's Adopt España horas antes de ser eliminada.
Imágenes mostradas en la página de Facebook de Let’s Adopt España horas antes de ser eliminada.

Un youtuber muy mediático

Viktor Larkhill es un youtuber muy conocido. Entre sus dos canales suma más de un millón de suscriptores. Las audiencias que ha logrado con sus vídeos son millonarias. Todos ellos están destinados a pedir dinero para sufragar las costosas operaciones de los increíbles casos que aborda. Además, explota estos canales publicitariamente.

Sus horrendos casos le han llevado a los medios de comunicación en muchas ocasiones. En El Confidencial, incluso, llegó a protagonizar un artículo titulado: Los reyes de las donaciones online: así se ganan 4.000 €/mes haciendo lo que te gusta. Ahora la Policía lo acusa de estafar 700.000 euros en solo dos años.

Deja una respuesta