fbpx

Un zorro recorre más de 3.500 kilómetros en sólo 76 días

Javier Fernandez-Caballero

El collar GPS que llevaba el animal transmitió datos durante tres horas diarias. Moviéndose a través del hielo marino y los glaciares, el zorro recorrió un promedio de 46,3 kilómetros por día.

25/7/2019 | Redacción JyS

El investigador coloca el GPS al zorro. / Twitter

Un zorro ártico ha caminado más de 3.500 kilómetros desde Noruega hasta Canadá en solo 76 días, según ha informado «The Guardian». El animal fue equipado con un dispositivo de rastreo y soltado en el archipiélago de Svalbard en Noruega el 26 de marzo de 2018 y después de 21 días y 1.512 kilómetros sobre el hielo marino, aterrizó en Groenlandia el 16 de abril de 2018. Su viaje continuó a la isla de Ellesmere en Canadá, donde llegó el 1 de julio.

«Primero no creíamos que fuera cierto», dijo al citado diario la investigadora Eva Fuglei, que rastreó a la zorra hembra. El Norwegian Polar Institute (Instituto Polar de Noruega) dijo que había titulado la investigación como «Una larga carrera de una hembra a través del hielo marino» y que el viaje de este zorro ártico fue uno de los más largos jamás registrados.

De hecho, fue tan largo que los investigadores inicialmente cuestionaron si el collar del raposo podría haberse quitado y llevado a bordo de un barco. «Pero no, no hay botes que suban tan lejos en el hielo. Así que solo tuvimos que seguir el ritmo de lo que hizo el zorro», dijo Fuglei.

El collar transmitió datos cada día durante un período de tres horas. Moviéndose a través del hielo marino y los glaciares, el zorro recorrió un promedio de 46,3 kilómetros por día y una de las jornadas se movió la friolera de 155 kilómetros, cuando estaba en la capa de hielo en el norte de Groenlandia. «Esto es, según nuestro conocimiento, la tasa de movimiento más rápida jamás registrada para esta especie», dijo Fuglei en el documento.

Los investigadores creen que la gran cantidad de tierra cubierta ese día podría indicar que el zorro usó el hielo marino como un «medio de transporte». «El hielo marino desempeña un papel clave en la migración de los zorros, su conocimiento de otras poblaciones y la búsqueda de alimentos», dijo Fuglei, y agregó que era la primera vez que documentaban en detalle la migración de las especies entre continentes y Ecosistemas en el Ártico.

Actualmente se desconoce el paradero del famoso zorro: su rastreador de GPS dejó de funcionar en febrero de este año.