fbpx

Utilizar drones para sembrar: un proyecto pionero español para evitar malas hierbas

Una parcela oscense fue objeto a inicio de verano de un ensayo de siembra de arroz por medio de drones. Por el momento, la iniciativa ha salido adelante con éxito.

dron arroz
El dron sembrando arroz. © Red Arax

La empresa Atria Arroceros de Huesca, junto con la Red Aragonesa de Cultivos Extensivos y Leguminosas (Red Arax), están llevando a cabo desde el pasado mes de junio en una parcela de la localidad oscense de Alcolea de Cinca un ensayo de siembra de arroz por medio de drones.

«Las ruedas de los tractores con los que se realiza la siembra se clavan mucho en el terreno y en las zonas de rodadas, al quedar sin cultivar, nacen malas hierbas», explica María Carmelo, técnico del Atria Arroceros de Huesca, en palabras a Heraldo. Para ver si se puede evitar este problema, se ha llevado a cabo la siembra de una parcela de unos 2.200 metros cuadrados con la variedad de arroz Guadiamar.

Los resultados por el momento han sido buenos: «La nascencia del arroz ha sido buena en ambos casos, teniendo en cuenta, además, que hubo que retrasar la siembra por las restricciones de uso de agua», apuntan.

El ensayo «surge de una necesidad de los productores, que en algunos casos plantean hacer esta siembra con avionetas, que sería lo adecuado, ya que los drones tienen escasa capacidad de carga», añade al citado medio.

Destaca no obstante la precisión que supone el uso de estos aparatos: «En el momento en el que le introduces las coordenadas, el dron siembra todo el sector, del mismo modo en que, si es necesario actuar sobre una zona determinada de la parcela el dron permite hacerlo con total exactitud», añade a Heraldo Carmelo.

Además, este ensayo «podría emplearse con cualquier variedad, y no solo con el arroz, sino que podría ser muy útil para cualquier otro tipo de cultivo», apunta por último.