Un joven de 23 años abate un ciervo de 18 puntas el día que estrenaba rifle

Comparte con tus amigos










Enviar

Cristian Bermejo estrenaba rifle ese día y lo hizo abatiendo un tremendo «aparato» que finalmente ha sido medalla de oro con 187 puntos. Sucedió en una finca cercana a la localidad cacereña de Guadalupe el pasado mes de diciembre.

21/3/2019 | Redacción JyS

ciervo
El afortunado –procedente de la localidad toledana de Talavera de la Reina- se llama Cristian Bermejo. / C.B.

Cristian Bermejo, un joven talaverano de 23 años, no sólo estrenaba rifle ese día sino que se enfrentaba al primer ciervo de su vida y resolvía el lance abatiendo un tremendo «aparato» de 18 puntas. El animal ha sido ahora homologado como medalla de oro al alcanzar los 187 puntos.

El afortunado cazador ha narrado para Jara y Sedal cómo se produjo el lance el pasado 4 de diciembre. Ocurrió en una finca cercana a la localidad cacereña de Guadalupe, conocida por su histórico santuario de la Virgen y también por tratarse de una de las tradicionales zonas cinegéticas del país.

Así fue el lance

ciervo
El ciervo, tras el paso por el taxidermista. / C.B.

El joven explica que «ese animal se paró justo en frente de nosotros. En un primer momento no le podíamos tirar porque estaban muy cerca los perreros, por lo que decidimos esperarnos al momento perfecto», comenta. «Es el primer ciervo que abatía en mis 23 años de vida» y lo hizo con dos disparos –el primero en la paletilla y el segundo en la zona trasera- con su nuevo rifle, un Browning en calibre .300 Winchester Magnum con el que utilizó munición Winchester de 180 grains.

El joven destaca «la buena organización que había en la montería, cómo nos trataron y la calidad de los animales que se abatieron». El color de la cuerna también destaca sobremanera. En el resto de la jornada cinegética se abatieron 22 venados, dos jabalíes con gran trofeo, 10 muflones y 10 gamos.

El resto de la temporada para Cristian Bermejo «se ha dado bien. Mis primos tienen dos rehalas en Campillo de la Jara y los acompaño en las monterías que puedo», confiesa.

Otros grandes ciervos en las últimas semanas

«Era una montería en abierto de 50 puestos que se dio un poco mal», explica Lara. / D.L.

Jara y Sedal ha publicado crónicas sobre otros grandes ciervos abatidos en las últimas semanas de la pasada temporada de caza mayor. Impactante fue la cuerna del que abatió David Lara en una montería en abierto. El trofeo del animal llegó a 19 puntas y fue uno de los 10 mejores que se homologaron durante la temporada en Guadalajara.

También en febrero, las cercanías de la localidad pacense de Oliva de la Frontera fueron testigo de la caza de un impresionante ciervo de 24 puntas. El autor de esta gran pieza de caza fue Manuel Márquez, que compartía el puesto junto con su pareja, Esmeralda, y su cuñado Jonathan que los acompañaba aquel día en una montería organizada por la sociedad de cazadores «La Frontera».

Otro gran cérvido fue protagonista el sábado, 9 de febrero, en una montería en abierto en la provincia de Soria. Apenas cuatro piezas se cazaron por parte de los 60 puestos que participaban en esta cita cinegética en los alrededores de la localidad soriana de Judes… hasta que a las 14:00 horas del mediodía le apareció al cazador Fernando Ontoria este «pavo» de 16 puntas. Jara y Sedal se puso en contacto con el cazador de este ciervo, que nos contó el lance al detalle. 

Un joven de 23 años abate un ciervo de 18 puntas el día que estrenaba rifle
5 (100%) 6 votos
Comparte con tus amigos










Enviar

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here