fbpx

Jorge, el niño rehalero de tres años apasionado por la caza

Este pequeño madrileño es todo un apasionado de la rehala. Su progenitor, Jorge Gómez, narra cómo su hijo vive con pasión la caza a pesar de su corta edad.

Niño rehalero
El niño junto a su padre, cuando era más pequeño, con uno de los perros y con la caracola. © J. G.

El pequeño Jorge Gómez García, de tres años de edad, es junto a su primo Adolfo Gómez todo «un orgullo» para la familia «y para todos los cazadores que han tenido la oportunidad de conocerlo», asegura su padre a Jara y Sedal. Es natural de la localidad madrileña de Robledo de Chavela y se ha criado «mamando» la pasión por el mundo cinegético de su padre y sus tíos, propietarios de tres rehalas.

Jorge Gómez García –también se llama así el padre- detalla a esta redacción que la pasión que siente su hijo por el mundo de los perros de rehala y por ir a las monterías «es desmedida». «Nunca he visto nada igual».

Gómez este año ha participado en un total de 35 monterías, casi la mitad de las que tenía que haber hecho debido a las restricciones sanitarias del COVID: «Esto nos ha dado para poder seguir alimentando a los perros, aunque luego tengamos que poner las vacunas de nuestros bolsillos», se lamenta.

«Es un espectáculo verlo estar con los animales»

En gran parte de las cacerías, ha estado presente Jorge, que acude con uno de sus primos al final de cada jornada cinegética para ayudar a su padre y a sus tíos en las tareas de recogida de los canes: «Con un año ya me lo llevaba a limpiar los perros y él se lo pasaba en grande. Era un espectáculo verlo estar con los animales», narra su progenitor.

«Normalmente los suelen traer al final de las monterías para que no haya peligro de que se caigan o les pase nada», añade Jorge. Ya sin ningún tipo de obstáculo, disfrutan monteando en los últimos instantes de cada jornada cinegética.

Cuatro pequeños cazadores más que demuestran que el futuro de la caza está asegurado

Cuatro niños que ya muestran su pasión por la caza.
Cuatro niños que ya muestran su pasión por la caza.

En los últimos meses, Jara y Sedal ha publicado múltiples historias de niños que han recogido el legado de sus padres y, a pesar de su poca edad, ya muestran amor por la caza. De todas las narradas en este medio, hoy recopilamos las cuatro que más éxito han tenido: están protagonizadas por pequeños que han enamorado a las redes sociales y a millones de cazadores por sus dotes o su forma de actuar para la edad que tienen. Estas son sus historias.