fbpx

Se graban furtiveando liebres desde el coche y lo suben a las redes sociales

Este martes se han hecho virales las imágenes de unos presuntos furtivos corriendo liebres con galgos desde un todoterreno, una estampa que ha indignado a miles de cazadores.

galgos furtivos

Este martes, 9 de marzo, se han hecho virales las grabaciones de unos presuntos furtivos que ellos mismos habrían publicado en TikTok en las que aparecen corriendo liebres con galgos desde el coche, una práctica que, además de ilegal por cazar con vehículo motorizado, se realiza en época de veda.

Hechos de este tipo vuelven a poner de manifiesto que el furtivo es el peor enemigo del cazador. Sus acciones se confunden, muchas veces de manera interesada, con las de los amantes de la actividad cinegética que practican una caza regulada y siguiendo las normas establecidas.

El mundo del galgo es uno de los más conflictivos dado que el furtivismo en torno a esta modalidad suele acarrear otro tipo de delitos, como el robo de galgos o su abandono y sacrificio. Por el momento no ha trascendido el lugar donde han sido grabadas.

El pasado mes de enero también se hicieron virales las imágenes de otros furtivos que se filmaron mientras corrían galgos con un todoterreno y sobre un terreno nevado, algo también prohibido por no estar permitida la actividad cinegética (salvo puntuales excepciones) si hay nieve. Esta fue la grabación de aquel 11 de enero:

Unas carreras ilegales

Según afirma a Jara y Sedal el abogado especializado en caza Jaime Valladolid, «este tipo de carreras no están reguladas por ninguna ley de caza y, por tanto, no son legales». Además, el hecho de furtivear con perros y de hacerlo con nieve también son sancionables. Si además, como suele ser habitual, la captura se ha realizado en un coto del que no son titulares, estaríamos hablando de otra infracción.

Pero independientemente del número de ilegalidades que se podrían haber cometido, las imágenes representan un auténtico atentado contra la caza y algo que los verdaderos cazadores no paran de denunciar en las redes sociales.