fbpx

Los cazadores Navarros no tendrán que esterilizar a sus perros de caza por Ley

Se trata de un gran logro de la Federación Navarra de Caza, la cual ha logrado que el Parlamento foral haya aprobado la modificación de la ley para que los animales empleados para cazar quedan excluidos de la ley de protección de mascotas de Navarra.

Cazador con su perro.
Cazador con su perro. © Israel Hernández
Publicado: 10 de junio de 2022 / Actualizado el: 2022/06/10 - 09:32

La Federación Navarra de Caza (FNC) ha logrado que el pleno del Parlamento de Navarra aprobara este jueves la modificación de la Ley Foral 19/2019, del 4 de abril, de protección de los animales de compañía en Navarra, para que se tenga en cuenta la realidad de los animales empleados en la caza. De este modo, se excluyen del ámbito de aplicación de esta norma la actividad cinegética y los animales auxiliares o con función social o deportiva.

Finalmente, y gracias a la presión y al trabajo de la entidad que representa a los cazadores en la Comunidad foral, se ha conseguido sacar adelante gran parte de las reclamaciones del colectivo cinegético, dado que se ha establecido que los perros y hurones de caza, además de las aves de cetrería, no sean considerados como unos animales de compañía y requieran de una singularidad normativa en cuestiones vinculadas a la sanidad y al bienestar animal.

Por tanto, el Parlamento de Navarra ha tenido en cuenta las propuestas de la FNC y ha sustentado, con la modificación de la ley, la realidad que constata que había importantes problemas de aplicación práctica, con restricciones abusivas y desproporcionadas, que no estaban, además, adaptadas a la esencialidad de la actividad cinegética.

navarra
Cazadores concentrados este jueves frente al Parlamento Navarro. © FCN

Perros de caza, hurones y aves de cetrería, fuera de la normativa de mascotas

Por ello, se ha aprobado excluir del ámbito de aplicación de la ley a los perros y hurones de caza y a las aves de cetrería; abolir la obligación de esterilizar a los perros de caza; permitir el adiestramiento de los animales auxiliares en la caza conforme a las necesidades propias de la actividad venatoria; y evitar limitaciones a las grabaciones de acciones cinegéticas regladas. No ha sido aprobada, en cambio, la propuesta relativa a la imposición de la identificación obligatoria de los hurones de caza con chip, que seguirá estando vigente, a pesar de que esta medida resulta insostenible para sus propietarios y producirá un aumento de la población de conejos silvestres y, por tanto, se incrementarán los daños agrícolas.

Estas modificaciones han sido aprobadas con los votos a favor de Navarra Suma, el PSN y Geroa Bai (que se ha abstenido en una de las cuatro enmiendas), y los votos en contra de EH Bildu, Podemos-Ahal Dugu e I-E. Desde la Federación Navarra de Caza, se agradece la sensibilidad mostrada por los parlamentarios, que durante los últimos meses han estudiado los argumentos técnicos y jurídicos aportados por la FNC, que reclamaba que los animales empleados en la caza constituyeran una excepción de la mencionada ley.

Concentración de cazadores a las puertas del Parlamento

Otra imagen de los cazadores concentrados este jueves. © FCN

Antes de la votación, la Federación Navarra de Caza había reunido a un importante grupo de personas a las puertas del Parlamento foral para mostrar de nuevo la oposición del colectivo cinegético a parte del contenido de la ley de protección de animales de compañía de Navarra. Ataviados con chalecos naranjas y tras una pancarta en la que se leía ‘La caza es libertad’, la FNC ha contado con el apoyo de federaciones de caza de comunidades vecinas, que han acompañado a los cazadores navarros en el paseo de Sarasate, en una nueva marea naranja.

Lo conseguido hoy en el Parlamento de Navarra gracias al esfuerzo de la Federación Navarra de Caza sienta un precedente que podrá ser empleado para conseguir modificaciones similares tanto a nivel regional como en los proyectos de la legislación nacional que afectan a los animales empleados en la actividad cinegética.

Síguenos en