Dispara a un jabalí a más de 200 metros y cuando lo cobra se lleva este «sorpresón»

Este cazador abatió uno de los jabalíes más grandes de su vida en una montería en tierras jiennenses hace unos días. «Es de los días más emocionantes que he vivido nunca», admite el joven.

23/2/2020 | Redacción JyS

jabalíes
El joven, con el gran jabalí. / JyS

El cazador jiennense Antonio Fernández Padilla, natural de la localidad de Vilches, abatió a inicios del mes de enero en una finca cercana a la localidad de Bailén un gran jabalí -que probablemente sea medalla- en un ‘puestazo’ de montería en el que logró cobrar dos ejemplares más.

Fernández ha narrado a Jara y Sedal cómo se desarrolló un lance que efectuó «a 233 metros de distancia». «Pensábamos que era de los más chicos que habíamos abatido en la montería pero nos llevamos un sorpresón al cobrarlo», explica el cazador a este medios sobre el momento en que llegaron al lugar donde lo había abatido.

jabalíes
Más imágenes del gran jabalí. / JyS

A pesar de ‘solo’ arrojar en la báscula 80 kilos, el animal «lucía hasta 7 centímetros de navajas por fuera», lo que le hace ser una de las piezas más importantes de la vida de este joven cazador de Vilches.  

«Fue muy rápido el lance», relata Fernández, que explica que el jabalí le entró a media mañana y que acertó a la primera en la zona del codillo. Para cobrarlo utilizó un rifle semiautomático Browning para zurdos, con munición del calibre .300 Winchester Magnum. «Es de los días más emocionantes que he vivido nunca», admite por último el joven.

Un joven de 17 años caza un extraordinario jabalí recechando en la nieve

jabalí
Carlos Vilanova con el jabalí. / C.V.

El joven cazador catalán Carlos Vilanova cazó junto a su padre, Joan Vilanova, un gran jabalí el pasado 24 de enero en un coto situado en las cercanías de la localidad de Guixersen la provincia de Lleida, en el que la nieve -tienen permitido cazar con ella hasta cierto espesor- había hecho acto de presencia. Te lo contamos aquí.

Un joven de 18 años corre tras un jabalí de 140 kilos y sufre este percance al rematarlo

jabalí
El joven cazador, con el jabalí abatido. / JyS

El jovencísimo cazador navarro Manu Cabañas, de 18 años de edad, vivió hace unas semanas en el coto social de su localidad natal, Artajona (Navarra), un lance de infarto con un jabalí que rondaba los 140 kilos de peso. La mala suerte hizo que el animal quedase herido y, tras un último disparo para rematarlo, Manu le partió uno de los colmillos. Te lo contamos aquí.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here