fbpx

Un conejo empieza a escarbar en el suelo y destapa un tesoro

Jara y Sedal

En este vídeo, un conejo comienza a escarbar en el suelo, haciendo un hoyo sin que, aparentemente, tenga mucho sentido. Pero a medida que avanza el vídeo descubres que nada es lo que parece.

conejo

Ni el conejo es un conejo –es una coneja– ni el hoyo que está cavando es un hoyo: se trata de una gazapera. Lo que este animal descubre es su camada de gazapos, que permanece oculta bajo tierra a la espera de que su madre acuda a darles de mamar.

Aunque se trata de algo habitual en los conejos de monte, muchas personas desconocen esta realidad y, por ello, se sorprenden. De hecho, serían capaces de caminar a su lado sin darse cuenta de qué se esconde bajo la tierra.

En realidad se trata de un mecanismo de defensa para tratar de sacar adelante a su camada. Al permanecer ocultos bajo tierra tienen más posibilidades de no ser comidos por otros animales o de no ser atacados por otros conejos: los machos intentarán matar a su futura ‘competencia’

Los pequeños conejos respiran

A pesar de lo que pueda parecer, los pequeños conejos consiguen respirar por un pequeño orificio que suele dejar la madre para que les entre oxígeno. Sin duda alguna todo un milagro.

Para el ojo de un cazador experimentado, sin embargo, localizar una gazapera es muy sencillo. También para los depredadores, que en multitud de ocasiones dan con ella, desentierran a los pequeños conejos y los devoran. Es el caso de los zorros.