fbpx

Coge un lagarto ocelado para tenerlo como mascota y el Seprona lo pilla: la multa puede llegar a los 25.000€

El hombre fue sorprendido mientras transportaba en un vehículo un ejemplar de lagarto ocelado, especie incluida, desde el año 1998, en el catálogo regional de especies amenazadas de Castilla-La Mancha.

lagarto
El lagarto. © Guardia Civil

Efectivos de la Paprona de la Guardia Civil de la localidad albaceteña de Riópar, pertenecientes al SEPRONA, han investigado a un vecino de la localidad ciudadrealeña de Albadalejo, de 20 años de edad, como presunto autor de un delito relativo a la protección de la fauna, la flora y la protección de los animales domésticos.

Éste fue sorprendido mientras transportaba en un vehículo un ejemplar de lagarto ocelado (Lacerta lepida), especie incluida, desde el año 1998, en el catálogo regional de especies amenazadas de Castilla-La Mancha, en la categoría de ‘interés especial’, según ha informado en nota de prensa la Guardia Civil y recoge Europa Press.

Los hechos ocurrieron cuando una patrulla del Cuerpo de Alcaraz observó la presencia de un vehículo que circulaba por un camino rural y que infundió sospechas a los agentes del cuerpo. Tras la identificación del conductor, los guardias civiles localizaron debajo de la rueda de repuesto del vehículo, que iba en el asiento trasero del mismo, una bolsa de papel con varios agujeros, sospechando que podría contener en su interior un animal de pequeño tamaño.

Al ser preguntado por el contenido de la bolsa, este manifestó que estaba realizando trabajos en el campo y que al ver un lagarto de llamativos colores procedió a su captura con la intención de llevarlo a su domicilio y tenerlo como mascota, tratándose de un ejemplar de lagarto ocelado, que fue liberado por la Guardia Civil en el mismo lugar donde fue capturado.

Especie catalogada como ‘de interés especial’

El lagarto ocelado se encuentra incluido, desde el año 1998, en el catálogo regional de especies amenazadas de Castilla-La Mancha, en la categoría de ‘interés especial’, tratándose del mayor reptil de Europa Occidental, resultando mermada su población debido a la pérdida paulatina de su hábitat natural al alimentarse, principalmente de insectos, muy escasos debido al uso de insecticidas.

Las diligencias policiales, instruidas por efectivos del Servicio de Protección de la Naturaleza de Riópar, fueron entregadas en el Juzgado de Instrucción de esa misma localidad.

¿Cuánto puede caerle de multa por este hecho?

El punto 25 de las infracciones leves de la Ley 3/2015, de 5 de marzo, de Caza de Castilla-La Mancha, expone lo siguiente sobre las especies de ‘interés especial’: «La destrucción, muerte, deterioro, recolección, captura, tenencia, transporte, comercio, exposición para el comercio o naturalización no autorizadas de ejemplares de animales o plantas catalogados de interés especial, excepto en supuestos de trascendencia sobre la correspondiente población, en que se considerará infracción grave o muy grave».

Las sanciones infracciones leves según esta ley irán de 500 a 25.000 euros, que es lo que podría costarle al investigado haber sustraído un lagarto ocelado del campo.