fbpx

Caza en Burgos un espectacular corzo peluca tras haberle perdido la pista durante meses

Este cazador recechó a finales del pasado mes de junio un espectacular corzo peluca en un coto de la provincia de Burgos en un lance que no olvidará jamás y que ha narrado a esta redacción.

El cazador con el corzo peluca. © J. M.

El cazador madrileño Juan Manuel García, que también posee una orgánica cinegética, recechó hace unas semanas un espectacular corzo peluca con una bonita historia tras él, ya que el animal lo tenía visto desde el mes de marzo en uno de los cotos en los que caza y le seguía la pista desde entonces. Ahora, García ha narrado tras el lance, acaecido en un coto de la provincia de Burgos, todos los detalles a la redacción de Jara y Sedal.

«A primeros del mes de marzo, y aprovechando que visitamos los cotos de corzo, localizamos otro compañero y yo este animal tan curioso por lo atípico de su aspecto», explica García a este medio. El cazador no perdía la fe en volver a verlo cuando se abriese la veda del pequeño cérvido.

Así dieron de nuevo con él

El corzo peluca. © J. M.

Tras varias visitas a la zona que frecuentaba, no se le había vuelto a ver, pero a finales de junio, tras unos días cazando, hizo acto de presencia. Después de una jornada de rececho y de vuelta al pueblo, visualizaron a este peculiar animal: «Allí estaba a lo lejos nuestro corzo peluca, tan tranquilo, comiendo en un pequeño arroyo», recuerda el cazador, decidiéndose a hacerle la entrada.

Sabía que este tipo de animales son muy esquivos, por lo que no podía fallar en su rececho. Paulatinamente fue ganándole terreno hasta colocarse a unas pocas decenas de metros.

Un certero disparo con su rifle Blaser K95 monotiro del calibre .270 Winchester

Otra imagen del corzo peluca. © J. M.

«Decidimos ganarle metros para poder realizar un buen disparo y no hacerle sufrir», explica sobre el orgánico sobre el lance.  Después de que el cazador apretase de forma certera el gatillo con su rifle Blaser K95 monotiro del calibre .270 Winchester, y ya teniéndolo en sus manos, pudieron apreciar tanto el guarda, un amigo y él, lo bonito de su trofeo y del animal en su conjunto, que tendrá un lugar importante en sus recuerdos.

La mejor historia de corzos de esta temporada conseguirá un monocular térmico valorado en más de 2.000 euros

sorteo Burris H50 historia corzo

¿Has cazado ya algún corzo destacable, curioso o piensas que el lance fue único? Pues Jara y Sedal y Beretta Benelli Ibérica pueden premiar tu historia gracias a un nuevo concurso. Si tu historia es elegida, puede que ganes un magnífico monocular térmico Burris H50.

Para optar al premio solo tienes que enviarnos un email a info@revistajaraysedal.es, o un mensaje privado a cualquiera de nuestras redes sociales contándonos tu mejor historia de caza de corzos, adjuntar las fotos de ese día y tu número de teléfono, además de seguir en Instagram el perfil de Jara y Sedal (@jaraysedal.es) y el de Beretta Benelli Iberica (@beretta_benelli_iberica). No tiene por qué ser el relato de un trofeo medallable, aunque se valorarán aquellos extraordinarios, curiosos o llamativos a los que les acompañe una buena historia. En este enlace te contamos cómo puedes participar.