fbpx

Ábalos rectifica: «el término casposo se lo dirigí a la ultraderecha»

Javier Fernandez-Caballero

El secretario de Organización del PSOE llamó al mundo de la caza y de los toros «España casposa» y «españolismo trasnochado y antiguo». Ahora dice que se lo dirigió a la ultraderecha.
20/12/2018 | Redacción JyS

El ministro José Luis Ábalos. / Foto: VozPópuli

«El término casposo se lo dirigí a la ultraderecha, no a los taurinos como yo». Son palabras del ministro José Luis Ábalos aclarando sus declaraciones el pasado domingo en las que tachó de «España casposa» a cazadores y taurinos.
El también secretario de Organización del PSOE también llamó al mundo de la caza y de los toros «españolismo trasnochado y antiguo» ante centenares de militantes socialistas en Alcorcón (Madrid), donde el PSOE presentaba a candidatos a las elecciones municipales.
En declaraciones a El Mundo, Ábalos ha aclarado este miércoles 19 de diciembre que «el término casposo se lo dirigí a la ultraderecha y a su forma de entender España y no a los aficionados como yo. No me puedo autollamar casposo».
El ministro asegura al digital que «obviamente no criticaba al mundo del toro, sino a quienes lo quieren instrumentalizar políticamente». También explicaba que «ser aficionado no nos hace ser más españoles ni tampoco menos. Yo no voy a imponer mi afición a nadie. Y tampoco soy de prohibiciones».
En esta relación de hechos, también el ministro de Cultura, José Guirao, ha explicado que «este Gobierno no va a suprimir los toros. La supresión de algo que está regulado se hace en las Cortes y no está en nuestras previsiones traer eso aquí».

Las declaraciones de Ábalos en Alcorcón

Ábalos durante su intervención en Alcorcón. / Foto: PSOE

En concreto, Ábalos declaró el pasado domingo lo siguiente: «Tenemos una visión que no tiene por qué coincidir con esa casposa, de una España en la que todos tenemos que ser toreros y cazadores. Y lo dice alguien que lo puede decir, porque mi padre fue matador de toros. Pero eso no me lleva a imponer a nadie su gusto ni afición. ¿Quién tiene derecho a decir lo que hay que hacer? Sólo ha faltado alguno que dijera que tenemos que ser cazadores y recolectores previos al neolítico. ¿Pero esto qué es?».
Entre otras polémicas palabras ofrecidas a los cientos de militantes por parte de Ábalos, éste ha mezclado otros temas con la crítica a la caza: «La identidad es de todos y nadie nos la impone. Y desde luego nos van a imponer ese españolismo trasnochado, excluyente, que perseguía a media España, que tenía en el exilio a lo mejor de este país. ¿Esa España nos quieren devolver? ¿Y estos dicen que son constitucionalistas? Que no nos den ninguna lección ni de libertad ni de constitucionalismo», dijo el ministro.