La ONC critica a los ecologistas por dar la espalda a los habitantes rurales y los ataques de los lobos

¿Lo compartes?

lobo

La Oficina Nacional de la Caza (ONC) acaba de emitir una nota de prensa acusando a organizaciones ecologistas, como WWF, de perjudicar a los habitantes de rurales al defender la sobreprotección del lobo.

04/02/2016 | ONC

La Oficina Nacional de la Caza, la Conservación y el Desarrollo Rural (ONC) considera que el acoso sistemático al lobo, en forma de sobreprotección, por parte de algunas organizaciones autodenominadas ecologistas, es el grave drama de esta especie, como demuestran los datos. Y es que, recuerda la ONC, allí donde se apuesta por una gestión sostenible con una estrecha colaboración de la Administración con el sector de la caza, los ganaderos y los pueblos, el censo de esta especie aumenta de forma considerable; como es el caso de Castilla y León, cuya administración, con un criterio intachable, acaba de conceder cuatro permisos al sur del Duero.

En dicho sentido, La ONC se solidariza con las gentes del campo, quienes sufren a diario la citada sobreprotección. Al mismo tiempo ha lamentado las afirmaciones gratuitas lanzadas desde WWF hablando de “caza furtiva” de esta especie en Castilla y León, cuando hasta la fecha no hay datos que sostengan que se esté produciendo, ni siquiera aisladamente, dicha práctica ilegal.

Las poblaciones aumentan en un 20%

La ONC recuerda que el censo oficial de lobos realizado por el Departamento de Medio Ambiente de Castilla y León ha detectado un aumento del 20% de esta especie en la última década, con más de 1.600 ejemplares distribuidos en casi 180 manadas. Esto ha sido posible, entre otras cosas, gracias a la colaboración de los cazadores y las áreas rurales con la Administración, como ha ocurrido en otros puntos de España. El sector cinegético tiene claro que el lobo ibérico es patrimonio de todos. 

La ONC avisa de que cualquier nuevo censo de esta especie debe ser elaborado bajo la supervisión directa de la Administración, quien garantizará su rigurosidad y que se elabore con una metodología científica. No debemos olvidar que en los últimos meses se han registrados ataques de lobos al ganado en Salamanca, Ávila, Hoyos del Espino, Galicia y Vizcaya, lo que ha llevado a las Administraciones autonómicas a estudiar el aumento de las ayudas económicas a los afectados por estos ataques.

Ternero muerto por los lobos en Ávila. / La Tribuna de Ávila
Ternero muerto por los lobos en Ávila. / La Tribuna de Ávila

La imagen que intentan trasladar algunas organizaciones, las cuales apuestan de forma irracional por prohibir la caza sostenible de una especie que causa importantes daños en diversas áreas, se aleja de la realidad y del sufrimiento de muchos habitantes de unos pueblos que tienen en la ganadería y en la caza su único sustento. La ONC apuesta por una gestión sostenible de esta especie que permita su batida controlada para su correcto desarrollo y la convivencia con otras especies silvestres,hábitats y entornos rurales. Disfrutar del lobo es una prioridad.

La ONC viene trabajando intensamente, en los últimos años, apoyando la recuperación de especies en peligro de extinción como el urogallo, el oso pardo, el águila imperial o el lince ibérico. El sector cinegético y todos sus componentes se encuentran especialmente comprometidos con la conservación de los hábitats, las especies y el desarrollo rural.


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *