El silvestrismo se prohíbe en varias comunidades

¿Lo compartes?

La Oficina Nacional de la Caza (ONC) considera lamentable e improcedente la decisión de varias regiones españolas de prohibir las capturas de silvestrismo a través de sus correspondientes órdenes de veda.

7/7/2016 | ONC

Algunas comunidades han optado por prohibir el silvestrismo
Imagen de un pardillo, una de las especies de fringílidos que habitualmente se capturan mediante la práctica del silvestrismo. / ONC

En concreto, está decisión ha sido adoptada en Álava, Castilla y León y Cataluña en contra de lo dispuesto en las Directrices Técnicas del MAGRAMA sobre silvestrismo.

Para la ONC resulta incomprensible que las autoridades políticas de estos territorios, alguno con una gran tradición silvestrista, hayan optado por tomar una decisión tan radical en contra de estudios e informes científicos que avalan la sostenibilidad de esta práctica tradicional y demuestran que la cría en cautividad no es viable.

La Oficina Nacional de la Caza considera que se está perjudicando sin motivo a los miles de practicantes de esta modalidad, y por eso ha pedido a sus socios que recurran todos los actos administrativos que vayan en esta línea, primero en vía administrativa y si se da el caso en la vía judicial. De igual forma, la ONC, a través de la Plataforma Nacional de Silvestrismo, emprenderá las correspondientes acciones, incluso judiciales, en defensa y protección de esta modalidad.

Y es que se trata de decisiones que carecen de fundamento y que responden, únicamente, a la presión ecologista. En este sentido, la ONC lamenta el trato que reciben los silvestristas españoles por parte de las autoridades, que olvidan, por ejemplo, la negligente actuación que han tenido en este ámbito entidades como SEO Birdlife, responsable de la falta de flujo de información de las aves anilladas en España, a pesar de lo cual goza del apoyo y beneplácito de nuestras instituciones. Dicha conducta ha provocado que haya sido la propia ONC la que haya pedido al colectivo de cazadores y silvestristas que le envíen la información de las anillas recuperadas para centralizar y tramitar la información al centro europeo de anillamiento científico (EURING). Un claro ejemplo de desidia tapada por el MAGRAMA.


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *