Aspectos a tener en cuenta para elegir caña de pescar (II)

¿Lo compartes?

Si estás pensando en comprarte una caña, atento a las siguientes líneas. En esta segunda entrega nuestro experto en pesca Marcos Elena señala qué tipo de caña necesitas. 

22/3/2017 | Marcos Elena – Bonviedro Outdoors Caza y Pesca | bonviedro@hotmail.com

guia-de-pesca-fb

Una vez que tenemos los conocimientos básicos necesarios y sabemos cuales son las características en las que debemos fijarnos a la hora de hacernos con una caña, vamos a dar unas pautas para saber qué tipo de caña necesitamos en base al uso que la vamos a dar.

Antes de nada tenemos que tener bastante claro para qué queremos la caña que vamos a adquirir. ¿Qué especie vamos a perseguir mayoritariamente? ¿Para qué técnicas en concreto la vamos a utilizar? ¿Dónde van a trascurrir principalmente nuestras jornadas? Y lo que sería más importante, ¿qué características tienen estos lugares?

Cómo es lógico pensar no tiene nada que ver pescar truchas en ríos cerrados con, por ejemplo, minnows de pequeño tamaño, que pescar lucios desde pato, en embalse abierto y a gran profundidad. Esto es algo que a nadie se le escapa, pero en multitud de ocasiones, cuando nos presentamos en una tienda, nos dejamos llevar por otras cuestiones menos determinantes, cómo referencias externas o estética, dejando relegado lo más esencial; la funcionalidad.

La caña al final es una herramienta que debe de cumplir su función y cada una de ellas está diseñada para que destaque en un tipo de trabajo determinado.

Aunque en futuras entregas concretaremos más, estás serían unas referencias básicas por las que debemos partir.

Evaluando la longitud:

– Una mayor longitud nos facilita lanzamientos más largos.

– Longitudes menores nos ayudan con ciertas técnicas o en enclaves de escasa maniobrabilidad.

 Potencia:

– Señuelos pesados requieren potencias acordes a dichos pesos.

– La captura de grandes ejemplares exige una reserva de potencia.

Acción:

– Señuelos con un solo anzuelo requieren acciones más de punta.

– Acciones de punta nos facilitan la precisión.

– Acciones más parabólicas para señuelos con triples (poteras).

– A mayor flexión mejor amortiguará los cabezazos y las arrancadas durante las peleas.

De nada sirve analizarlos de manera independiente, el eje que debe guiar nuestra elección es el equilibrio que debe de haber entre estos tres factores para encontrar lo que realmente necesitamos.

 


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *