Probamos el rifle Franchi Horizon, un cerrojo económico y preciso

Comparte con tus amigos










Enviar

Después de casi 150 años fabricando escopetas Franchi lanzó en 2017 su primer rifle: el Horizon, un modelo  de cerrojo que, con un precio moderado, sorprende por su excelente calidad y funcionamiento.

16/5/2019 | Juan Francisco París

franchi horizon
Franchi Horizon.

Uno de los rifles que más ganas tenía de probar era el Franchi Horizon, del que sólo conocía hasta la fecha lo que había leído sobre sus prestaciones. Tanto sus características como su precio me parecían muy interesantes, pero sobre todo tenía ganas de dispararlo porque la firma, de amplia y contrastada experiencia armera, es ante todo un fabricante de escopetas y, evidentemente, no es lo mismo producir una de éstas que un rifle. ¿Estaría bien diseñado?, me preguntaba. Salí de dudas cuando por fin recibí el rifle: un Horizon sintético calibre .30-06 al que BBI, la empresa que lo distribuye en España, le había instalado un visor Burris FourX 3-12×56 con bases desmontables. Aunque por lo que cuesta -795 euros- puede considerarse como un nuevo rifle low cost, la prestigiosa firma italiana no ha escatimado en utilizar materiales de primera calidad ni en destinar esfuerzos orientados a conseguir un arma con características ergonómicas y mecánicas sobresalientes.

El cargador es un depósito con capacidad para cuatro cartuchos estándar o tres mágnum.

Piezas duraderas

La boca de fuego está roscada.

El cañón y demás piezas metálicas son de acero fosfatado en negro para hacerlas resistentes a la corrosión, algo muy deseable en cualquier arma de caza. La versión con caja sintética del Horizon –con motivo de su 150 aniversario la firma ha presentado este año la versión en madera en calibres .30-06 y .308 Win. al precio de 1.095 euros– se ofrece, además de en .30-06, en cuatro calibres más: .243 Win., .270 Win., .308 Win., y .300 Win. Magnum. En los cuatro primeros, estándar, el cañón mide 56 centímetros; en el último, 61. Todos están disponibles en nuestro país con rosca en la boca de fuego y miras abiertas: alza regulable en altura y deriva y guión-punto de mira sobre rampa. Están fabricados por martillado en frío con acero al cromo-molibdeno y pueden agrupar tres tiros en 1 MOA, lo que no es de extrañar: no olvidemos que Franchi pertenece al Grupo Beretta, que además de armas fabrica de cañones de primera calidad. El armazón es de acero, de tipo semicerrado, y está preparado para que se pueda equipar con las bases que usa el Remington 700, que son tan populares que prácticamente las fabrican todas las empresas especializadas en monturas.

La palanca del cerrojo permite recargar a toda velocidad. A su izquierda se aprecia el mando del seguro de dos posiciones.

El cerrojo llama la atención por su grosor, mayor de lo habitual, y por lo bien que funciona y lo preciso que es. El cuerpo está hecho de una sola pieza de acero inoxidable, mientras que la palanca es una pieza independiente de acero fosfatado en negro. En el costado izquierdo incorpora una ancha ranura por la que desliza la retenida del cerrojo y que le sirva de guía y evita que cabecee cuando se desplaza. Presenta tres tetones en la cabeza que envuelve el culote del cartucho, y aloja el extractor y un expulsor activo. La palanca, muy bien acodada, termina en forma cónica para que se pueda empuñar y accionar rápidamente y con suavidad. El disparador es directo y regulable en peso –entre 900 y 1.800 gramos–.

La culata va equipada con una cantonera TSA_ADV antirretroceso de 22 milímetros muy efectiva: permite realizar encares muy rápidos.

Máxima seguridad

El mando del seguro es una palanca de dos posiciones localizada detrás del cerrojo. No hace prácticamente ruido y, con respecto a otros mandos, presenta la particularidad de que no bloquea el cerrojo en la posición de seguro: se puede abrir y, por tanto, cargar o descargar el cartucho de la recámara con seguridad. El cargador es convencional: un depósito fijo con tapa basculante que se puede abrir para descargar rápidamente los cartuchos que contiene presionando una retenida localizada en el interior del guardamonte. Tiene capacidad para almacenar cuatro cartuchos estándar o tres mágnum.
El diseño de su caja Franchi XS (Exclusive Style) es sobresaliente, además de muy ergonómico y realmente exclusivo. Está fabricada de polímero reforzado con fibra de vidrio y diseñada de tal manera que no toca el cañón, que permanece flotado para no afectar a la precisión y facilitar un encare correcto y cómodo tanto usando miras como visor. Posee marcadas zonas antideslizantes en la empuñadura y en el puntal, que es plano y más ancho por la base, y viene equipada con una cantonera especial antiretroceso de 22 milímetros de ancho que, no obstante, se puede sustituir por cantoneras que se comercializan aparte –de 14 y de 32 mílimetros– para adaptar el rifle a las necesidades de cada cazador. Esta cantonera se denomina TSA_ADV y, según Franchi, «es capaz de reducir el retroceso hasta un 50%».

Así lo probamos

Franchi asegura que el Horizon puede agrupar en 1 MOA, pero en la prueba se consiguieron subMOA.

Una vez colimado el visor me dirigí al Club Deportivo Centro Madrid provisto de cartuchos Sako con proyectil Arrowhead II de 180 grains para intentar conseguir una agrupación en 1 MOA a 100 metros. Lo conseguí, pero me costó lo suyo porque o tengo mal el colimador… o cada vez colimo peor: el primer tiro impactó bajísimo y a la izquierda, así que tuve que disparar unos cuantos no previstos para regularlo. Al menos, aproveché para comprobar que la cantonera TSA_ADV realmente reduce el retroceso; no sé si hasta un 50%, pero sí lo minimiza de forma muy efectiva. El rifle se puede cargar alimentando la recámara tiro a tiro y, teniendo en cuenta que su armazón es semicerrado, no resulta muy incómodo alimentar el cargador. Cuando creí haberlo puesto a tiro cambié de blanco y realicé un primer disparo que impactó un poco a la izquierda, aunque bien centrado, entre la línea que separa el 9 del 10. Creyendo que había logrado ponerlo en tiro disparé otra vez… y descubrí que no era así: se montó un poco más alto sobre el primero, así que, ya puestos, intenté la agrupación MOA que resultó al final ser subMoa. Tres tiros prácticamente montados en dos centímetros. En resumen, el Franchi Horizon me ha sorprendido tan gratamente que no me importaría reservarle un espacio de honor en mi armero: además de preciso, es confortable en las manos y en el hombro, su seguro es silencioso y el cerrojo tan rápido que es perfecto para cazar en montería o rececho o hacer esperas de cochinos.

Más ancho por la base y con superficies antideslizantes, el puntal permite encarar cómodamente. Está flotado.

Sus datos

◗ Calibre: .30-06.
◗ Otros calibres disponibles: .243 Win., .270 Win., .308 Win. y .300 Win. Magnum.
◗ Cañón: 56 cm en calibres estándar; 61 en mágnum.
◗ Acción: con ventana de expulsión muy abierta.
◗ Cerrojo: de una pieza de acero inoxidable.
◗ Disparador: directo y regulable entre 900 y 1.800 gramos.
◗ Seguro: dos posiciones.
◗ Cargador: 4 cartuchos estándar / 3 mágnum.
◗ Caja: de material sintético reforzado con fibra de vidrio.
◗ Longitud total: 1.075 mm con cañón de 56 cm.
◗ Peso: 2,9 kg en calibres estándar; 3,1 en mágnum.
◗ Precio: 795 euros.
Distribuye: www.bbi.es
Más info: www.franchi.com

Probamos el rifle Franchi Horizon, un cerrojo económico y preciso
5 (100%) 2 voto[s]
Comparte con tus amigos










Enviar

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here