fbpx

La tragedia se repite: muere ahogado otro cazador intentando rescatar a su perro en Zaragoza

Todo indica que el cazador intentaba rescatar a uno de sus perros cuando pereció en el intento. Tras varias horas de búsqueda, la unidad de buceadores de los Bomberos halló su cuerpo sumergido.

zuera cazador
Vista desde un dron de la balsa. © Policía Local de Zuera

Un cazador de Zaragoza de unos 60 años de edad ha fallecido este domingo 27 de marzo ahogado en una balsa de las cercanías de la localidad de Zuera al intentar rescatar a uno de sus perros que había caído a una balsa de agua. Tras varias horas de búsqueda, la unidad de buceadores de los Bomberos ha recuperado el cuerpo del hombre, al que se le había dado por desaparecido.

Según amplía El Periódico de Zaragoza, su compañero de caza inició la búsqueda, ya que había quedado con él y con otros amigos para comer a las 13.00. Al no poder contactar, ya que no le contestaba al teléfono y no había regresado a casa, empezó a buscarlo. Halló su vehículo en un camino a unos 200 metros de la balsa donde se encontró su cuerpo.

Poco después, observó a un perro y a un zorro flotando y descubrió junto al depósito la gorra que solía utilizar su amigo. Ante estos indicios, avisó a la Guardia Civil.

Según indica el citado medio, la zona se sobrevoló con el dron, que permitió ubicar lo que podía ser un cuerpo, finalmente recuperado a última hora de la tarde gracias al dron de la Policía Local de Zuera, que sobrevoló la zona y pudo identificar el cuerpo sin vida del hombre.

Otros casos en los que cazadores han fallecido intentando rescatar a sus perros

muere cazador tratando de salvar a su perro

Los perros, para un cazador, no son sólo su herramienta de trabajo durante una jornada cinegética, sino compañeros de vida. Y esa misma vida le puede llevar a un apasionado de la caza con canes a entregarla por ellos. Eso lo puso de manifiesto también el pasado verano un cazador italiano de 78 años que fue hallado muerto en un pozo en Vallebona, en Montefalcone di Val Fortore, en la provincia de Benevento, junto al cadáver de su perro, al que intentó rescatar sin éxito.