Los jabalíes asados y las escenas de caza que aparecen en algunos cómic de Astérix y Obélix no serán, por el momento, eliminados por considerarlos «maltrato animal», tal y como dijo Lucas Jakubowicz -redactor jefe de la revista Décideurs- la pasada semana. El periodista señalaba en primera instancia que la editorial que editaba las publicaciones de los irreductibles galos en inglés consideraba que la aparición de estos animales asados ​​y las escenas cinegéticas de la captura de estos animales podrían ser afines al maltrato animal, por lo que se habían planteado eliminarlas, pero posteriormente afirmó que no era cierto y se alegró de que varios políticos, y economistas ‘cayesen’ en la tramoa.

«La editorial que publica Asterix y Obelix en inglés retocará los álbumes para ocultar jabalíes asados ​​y escenas de caza, símbolos de maltrato animal para algunos. También considera ‘problemático’ el enanismo y la obesidad de los dos héroes», señalaba el periodista en su cuenta de Twitter. Pero no era cierto. Posteriormente, se mostró ‘abrumado’ por el calado en redes sociales y medios que tuvo su falsa información.

Asterix y Obélix y la caza del jabalí, un mito en esta serie

Si por algo es conocido Obélix, además de por su fuerza, es por la caza de los jabalíes, una especie cinegética muy presente en este cómic y en los dibujos animados. Son múltiples las escenas en las que estos animales salen en los dibujos pues es habitual que Obélix se los coma en un santiamén o que los porte como si nada a su espalda. En Las doce pruebas de Astérix hacen referencia a este hecho en varias ocasiones.