fbpx

El Gobierno quiere que los perros de caza y pastores tengan edad de jubilación

Según la nueva Ley de Derechos de los Animales los perros pastores o de caza necesitarían un informe veterinario para seguir después de los siete años y no podrían empezar antes de los 18 meses. Además, tendrían que contar con horarios establecidos y lugares y medios de descanso en función de la actividad que desempeñen.

Perdices con perro © Ángel Vidal
Perdices con perro © Ángel Vidal

El anteproyecto de la nueva Ley Protección y Derechos de los Animales que ha lanzado el Gobierno pretende, entre otros asuntos, regular la actividad de los animales con actividades profesionales y establece condiciones especiales para los canes y caballos, que tendrán que tener una edad mínima para empezar a trabajar y que deberán jubilarse cuando así lo decida un profesional. También tendrán que contar con horarios establecidos, lugares y medios de descanso en función de la actividad que desempeñen.

Este hecho ha sido denunciado no solamente por múltiples entidades cinegéticas, sino también ganaderas. Entre ellas, la Asociación de Criadores Lacianiegos de Mastín Español (Aclame), que en declaraciones a Diario de León considera que esta nueva normativa «perjudicará tanto a los animales como a los criadores y ganaderos» y denuncia el profundo «desconocimiento de las razas y de la labor del pastoreo». En concreto, afirman a este medio que un mastín con unos tres meses ya puede realizar su trabajo, y que retrasar su incorporación a los 18 meses es «una auténtica burrada».

Además consideran que «no todos los animales son iguales y algunos podrán realizar su trabajo más allá de los siete años y otros deberán retirarse antes». Desde Aclame advierten que no se puede generalizar para todos los perros, ya que «no todas las razas son igual, cada una tiene sus peculiaridades y es ahí donde se tienen que fijar». Para finalizar, señalan que «ya hay suficientes mecanismos y normativas para que se controle que los perros están bien cuidados, ahora solo tienen que aplicarlo, no hacen falta más normas inútiles», matizan.

Por su parte, un ganadero lacianiego señala al mismo medio que «van a terminar teniendo más derechos los animales que las propias personas», al destacar que «las normas no se pueden realizar desde un sillón sin saber la realidad de la zona». En este sentido, ha dicho: «Los primeros que queremos que los animales estén bien somos los que nos dedicamos a este sector». Y ha añadido que hay que tener en cuenta que «es una herramienta de trabajo que debemos cuidar».

Cría de perros prohibida a particulares

En cuanto a la cría de perros, la nueva normativa solo permitirá que la lleven a cabo criadores oficiales que tengan además su núcleo zoológico debidamente registrado. Poder continuar con la línea de perros de caza de tus antepasados pasará ahora a la historia con la nueva ley de protección animal: estará prohibido entre particulares.

Las principales líneas de la Ley de Bienestar Animal, en vídeo

Este vídeo recoge las diferentes diapositivas que Sergio García Torres mostró durante la presentación de la Ley.