fbpx

Un castellonense caza un colosal jabalí con el que todo cazador soñaría

Este cazador caminaba todos los días cerca de una hora para llegar al lugar donde pretendía aquerenciar a este gran macareno. Después de 26 días de empeño ha conseguido cazarlo.

El joven castellonense Miguel P., de 25 años de edad, ha dado caza a un descomunal jabalí de 100 kilos de peso con unos tremendos colmillos. Según relata a Jara y Sedal lo ha conseguido en una espera por daños en un coto de caza de la provincia de Castellón: «Llevaba 26 días echando comida a pie a este animal para aquerenciarlo en una zona determinada», asegura.

Para ello, tenía que hacer un trayecto de 25 minutos de ida y otros 25 de vuelta andando, todo un sacrificio que finalmente ha tenido su recompensa. «El problema es que, el sábado anterior a este, fui también de espera a ver si le daba caza pero nada, fue imposible porque le dio el aire, me olió y salió como una bala del lugar», asegura Miguel, que no tuvo opción siquiera de disparar. Aquel día estuvo once horas en el puesto: «Desde las ocho de la tarde hasta las siete de la mañana, esperando y esperando, y nada», relata.

El pasado viernes por fin pudo verlo

Más imágenes del jabalí. / M.P.

Pero la noche de este viernes era la elegida por el destino para que el joven cazase este tremendo jabalí: «Llegué, de nuevo, a las ocho de la tarde al puesto, y a las diez y veinte de la noche me entró un macho joven pero lo obvié porque yo quería que entrase el grande. Efectivamente, con paciencia, entró veinte minutos más tarde y no me lo pensé dos veces: tenía que disparar porque no iba a tener otra oportunidad de hacerlo si me descubría», dice Miguel.

Entonces, encaró su rifle en calibre .300 Winchester Magnum con munición Norma Plastic Point y disparó al codillo del animal: «Cayó al segundo», explica. Al ir a por él, llegó la tremenda alegría: «Yo ya sabía que era muy grande porque lo había podido ver por el visor, pero fue entonces cuando comprobé que era algo inigualable. Pesaba unos 100 kilos, pero los tremendos colmillos y amoladeras son de espanto», confiesa sobre un trofeo que ya ha llevado a la taxidermia.

La parte de los colmillos que sobresalía de la mandíbula medía 9 centímetros. Ahora Miguel esperará a la medición oficial aunque le augura al trofeo del animal la medalla de oro y una alta puntuación.

También en Castellón: cazan al jabalí de 151 kilos y 23 centímetros de colmillo que les plantó cara

jabalí
Los cazadores llevaban varios días detrás del rastro «de un gran macho», tal y como relata Cristian Mateu. / C.M.

Ocurrió cerca de la localidad valenciana de Cuevas de Vinromá: un jabalí de 151 kilos de peso y hasta 23 centímetros de colmillos plantó cara a una cuadrilla de jóvenes cazadores. Tal y como relata Cristian Mateu a este medio, llevaban durante días detrás del rastro «de un gran macho».

Él y otros 15 jóvenes que conforman la cuadrilla intentaron cazarlo en dando una batida en la zona donde presumiblemente se escondía. Tras días detrás de sus huellas, la jornada en que lo abatieron soltaron solamente un perro de rastro «para que el suido no se tirase a por los demás». En un determinado momento de la mañana éste marcó el lugar en el que el gran jabalí se encontraba. Te lo contamos aquí.

Deja una respuesta