fbpx

Graba cómo otro coche choca contra un jabalí y a punto está de provocar un terrible accidente

Un conductor graba el momento en que un vehículo en sentido contrario se accidenta con un jabalí y está muy cerca de colisionar con él.

Los accidentes de tráfico con fauna salvaje no paran de crecer. Noticias como las del joven de 20 años que se dejó la vida en la autopista de circunvalación M-50 de Madrid hielan por completo a la sociedad, pero el problema de los atropellos de fauna salvaje también es un fenómeno común en toda Europa. Eso es precisamente lo que muestra el vídeo que te mostramos a continuación, grabado en una carretera secundaria de Francia.

En él se puede ver un coche circulando por un tramo recto. Las imágenes han sido grabadas al amanecer, horas en las que este tipo de fauna se mueve más y en las que hay que extremar las precauciones.

En este caso, un camión que circula en sentido contrario al vehículo accidentado lleva incorporada una cámara en el salpicadero y recoge la fatal escena con nitidez: un jabalí se aproxima a la vía y la cruza en el preciso instante en el que una furgoneta circula pasa por esa zona. El accidente es inevitable, el conductor poco puede hacer ante la inminencia del choque y finalmente el animal impacta contra el vehículo. Todo ello en apenas centésimas de segundo. Puedes verlo a continuación:

Lo que debemos hacer cuando choquemos contra un jabalí

En este vídeo, mostramos el momento exacto en el que se produce un accidente con un jabalí. Imágenes como esta son cada vez más frecuentes en toda Europa.

Lo primero es avisar de lo que ha ocurrido, después facilitar la circulación para no poner en riego a más personas y, por último, detallar lo máximo posible el suceso, buscar testimonios y dar ejemplo, aconsejan desde la página web de la Dirección General de Tráfico. 

Carlos Gil García, fiscal de Seguridad Vial, asegura: «El Código Penal castiga al que no socorre a una persona que se hallase desamparada y en peligro manifiesto y grave si pudiere hacerlo sin riesgo propio ni de terceros. Además, prevé una agravación cuando el accidentado lo haya sido por el que omite el auxilio. Es este el supuesto que más se da en el tráfico, pues en algunas ocasiones el causante del accidente huye del lugar sin preocuparse de la situación en que puedan quedar los heridos». Y confirma que «existen varias condenas por estos hechos».

Deja una respuesta