fbpx

La carrera de estos galgos tras una 'liebre' teledirigida arranca las risas de los cazadores

Varios cazadores usan una burda imitación una liebre –en realidad es un peluche en color negro– y lo suben a un coche de radiocontrol para que sus galgos la persigan. El resto es desternillante.

Edu Pompa

Si hay una característica que define a los cazadores, esa es sin duda el humor. Y el ingenio. Durante el día de hoy se ha hecho viral un vídeo que compartimos a continuación en el que unos galgueros improvisan una liebre teledirigida para que la corran sus perros.

La rabona en cuestión es una burda imitación de peluche en color negro subida a un coche de radiocontrol. En la escena, grabada en un rastrojo, uno de los protagonistas da gas al vehículo teledirigido impulsándolo a toda velocidad por las tierras. Los perros, que aguardan pacientes a que le suelten la traílla, no dudan en echarse a correr tras ella, entre las risas de los asistentes.

Sorprendentemente, el vehículo motorizado alcanza tal velocidad que los galgos no lo tienen fácil para atraparlo, y se viven momentos de emoción cuando el hábil piloto requiebra la liebre para dar esquinazo a sus perseguidores. Estas son las divertidas imágenes.