Toledo // Ocho municipios manchegos exigen medidas contra la plaga de conejos

¿Lo compartes?

Alcaldes y concejales de ocho municipios de La Mancha toledana se han reunido en Quintanar de la Orden para dar la voz de alarma por una nueva plaga de conejos que está asolando sus cultivos.

25/02/2014 | La Tribuna de Toledo

Estos ediles han pedido a la Consejería de Agricultura y el Ministerio de Fomento medidas urgentes para controlar la expansión de esta especie, como la continuidad de su caza y el refuerzo de los vallados en la carretera N-301 y la autopista AP-36.
Da una idea de la extensión de esta plaga el nombre de los municipios representados en esta reunión: Quintanar de la Orden, El Toboso, Miguel Esteban, La Puebla de Almoradiel, Villanueva de Alcardete, Corral de Almaguer, Quero y La Villa de Don Fadrique. Todos ellos ocupan la esquina Sureste del mapa toledano, y han padecido en las últimas semanas la extensión del conejo por sus tierras de labranza. Sus agricultores han denunciado los daños causados por la voracidad de estos animales en los sembrados de cereal y viñedo. En este último cultivo, según destaca el alcalde de Quintanar Carlos Madero, han causado perjuicios especialmente graves al comer las yemas surgidas en las cepas tras las últimas podas, lo que se traducirá en una merma de fruto para la próxima vendimia.
Se ha constatado que la capacidad devoradora de estos conejos es tal que han llegado a roer cortezas de olivar. Madero señala como origen de esta plaga a un tipo de conejo «híbrido» con un tamaño mayor que el visto habitualmente por el campo. «Es un conejo más grande, que se reproduce más, es más voraz y soporta más enfermedades como la mixomatosis», comenta el regidor de la cabecera manchega.
El principal problema que se afronta para frenar la extensión de estos conejos es que están usando como refugio los márgenes de las vías nacionales que cruzan la comarca, al estar prohibida la caza en sus márgenes para evitar percances a los automovilistas. Por ello, los regidores han pedido al Ministerio de Fomento que ponga fin a este ‘santuario’ con la instalación de mallados más tupidos para evitar que sus cunetas alberguen más madrigueras, además de otras medidas como permitir cazas de conejo con hurón.
En relación a la Consejería de Agricultura, los ediles han reconocido su flexibilidad a la hora de permitir que continúe la caza del conejo en cotos de la zona pese al fin de la temporada de caza menor a mitad de mes. Sin embargo, han pedido que esta prolongación de los permisos tenga mayor duración, hasta de meses, hasta que la propagación de estos animales quede controlada.

Respaldo de los cazadores.
En este punto, los ediles han hecho un reconocimiento a la labor que están efectuando los cazadores para reducir este exceso de presencia del conejo en campo abierto. Madero citaba como ejemplo a la Sociedad de Cazadores de Quintanar, que en lo que va de campaña ha liquidado a más de 11.000 conejos en su término municipal. Esta cifra es sensiblemente superior a la de otros años y convierte a este especie, con mucho, en la más cazada en la zona.


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *