Los rehaleros de Atica deciden no solicitar licencias para cazar

¿Lo compartes?

Los 130 rehaleros de Asociación de Titulares de Cotos, Cazadores y Actividades afines al sector cinegético de Castilla-La Mancha (Atica-CLM) decidieron este domingo no solicitar las licencias de caza para participar en las actividades cinegéticas de la próxima temporada (comienza el 8 de octubre).

22/09/2014 | Lanza Digital | J. Y.

Se trata de una medida de presión alcanzada por el grueso del colectivo en una reunión celebrada en Piedrabuena dentro de las acciones de protesta que están llevando a cabo los rehaleros en toda España, al ser considerada ‘cotizable’ esta actividad por parte del Ministerio de Empleo y Seguridad Social.

Juan Caballero, presidente de Atica, explicó a Lanza que al margen de dicha decisión cautelar, ahora esperarán “a ver las instrucciones que dé el ministerio a los inspectores de Hacienda”, para acordar otras acciones.

De esta manera, estarán expectantes a la negociación abierta hace semanas entre la Mesa de la Rehala (formada por cerca de un treintena de organizaciones, entre ellas Atica) y representantes ministeriales, en la que han planteado una plataforma de reivindicaciones entre las que destaca la moratoria de las inspecciones de Trabajo y, por tanto, de la obligatoriedad de cada rehalero a cotizar como autónomo.

Caballero señaló que este colectivo (sus 130 asociados son de Toledo y Ciudad Real) se ve lastrado principalmente por las visitas de los inspectores (comenzaron en la temporada pasada), ya que el sector considera a los rehaleros cazadores y no trabajadores, y por tanto, en su opinión, no tiene porqué ser considerados titulares de actividades económicas.

Por tanto, desde Atica esperan que las conversaciones sean beneficiosas para los perreros porque de lo contrario podrían a convocar paros. “Existe existe esa posibilidad”, declaró Caballero, aunque confía en que alcancen acuerdos que satisfagan a ambas partes y no se lleguen “a situaciones críticas de que todo el mundo se tenga que hacer autónomo, con las consecuencias que ello tiene”.

Actividad computable

Las obligaciones que según el Ministerio de Empleo tienen contraídas los rehaleros con la Seguridad Social fueron planteadas la pasada campaña, al interpretar la administración que dicha actividad es computable a efectos de Hacienda y conlleva que el rehalero se dé de alta en el régimen de autónomos, excepto si no supera el Sueldo Mínimo Interprofesional (SMI).

Además, el artículo 7.6 de la Ley General de la Seguridad Social recoge que “el Gobierno podrá excluir del campo de aplicación del Régimen de la Seguridad Social a las personas cuyo trabajo por cuenta ajena, en atención a su jornada o a su retribución, pueda considerarse marginal y no constitutivo de medio fundamental de vida”.

Sin embargo, según el sector, el Gobierno prorratea los 9.030 euros del SMI en los 12 meses del año, con una cuantía mensual de 752 euros, por lo que cualquier trabajador por cuenta propia que superen esos ingresos mensuales deben de darse de alta como autónomos.

En el caso de los rehaleros, señalaron desde el colectivo, ejercen la actividad con los perros sólo durante cinco meses (hasta un total de 3.760 euros), razón por la que consideran que no están obligados a darse de alta.

“Muchas dudas”

J. M. Rodríguez, uno de los titulares de la rehala ‘Los indios’ de Almodóvar, señala que la nueva normativa “nos causa muchas dudas”, de cara a ‘legalizar’ situaciones como “si en vez de ir yo al campo, va un familiar (lo tendría que dar de alta como trabajador por cuenta ajena”, a la vez que “es mucho papeleo” pues además de gestionar las altas y las bajas en la seguridad social (las cacerías suelen celebrarse los fines de semana), “también tenemos que hacer un curso de prevención de riesgos laborales”.


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *