La montaña defiende ante la Junta los derechos de los cazadores locales

¿Lo compartes?

La sede de la Junta de Castilla y León en la capital leonesa acoge a primera hora de la mañana la reunión de la Junta Consultiva de las reservas de caza de Riaño, Mampodre y Ancares. Uno de los temas a tratar es explicar la nueva orden que regula el ordenado aprovechamiento cinegético y el ejercicio de la caza en las reservas regionales de caza de Castilla y León.

18/06/2014 | Diario de León | JOSÉ Mª CAMPOS

El presidente de la asociación de cazadores de la Montaña de Riaño, Juan José Canal, aseguró ayer que se espera que en esta reunión se aclare una orden que es «bastante ambigua». «Nos van a explicar esta orden ya que es demasiado ambigua ya que por ejemplo deja en manos del director de la reserva algunos precios de los animales», según Canal.

Otro de los temas que más preocupa a los cazadores vecinos es el referido a los precios estipulados para las cacerías ya que, según recuerda Canal, hay mucha gente de los pueblos que con los nuevos precios no puede cazar. «Estamos en una situación de crisis y hay gente que con estos precios no puede cazar ya que les resulta caro. Creemos que los precios deben dejarse como antes de la publicación de la orden e incluso bajar esos precios dada la situación económica», puntualizó el presidente de los cazadores.

Una de las defensas es que el cazador local o vecino siga figurando en toda la normativa de la gestión de caza. Si bien este concepto ha desaparecido en la normativa las entidades locales pueden reservar cacerías para los cazadores vecinos. Uno de los grandes debates es el precio que tendrán que pagar los vecinos y es ahí donde Canal recuerda que está una de las batallas. «Lo que se pretende es aplicarnos a los cazadores locales o vecinos las mismas tarifas que al resto de los cazadores algo que consideramos que no es aceptable», según Canal. Desde que se habló de la puesta en marcha de la nueva ley de la reserva de caza esta asociación de cazadores siempre ha defendido que a los considerados como cazadores vecinos se les mantuviese los precios para cazar con los que estaban cazando hasta antes de la entrada en vigor de la ley.

La nueva normativa habla de los precios para la caza a rececho o aguardo, cuotas complementarias por la caza autorizada de piezas complementarias al rececho, caza en monterías o ganchos y cacerías extraordinarios por control de daños con precios fijo donde no se especifica ninguna categoría de cazador.

Otros de los temas que desde la asociación de cazadores y las administraciones locales se ha defendido es el control de los lobos, dado que entienden que hay una población muy alta de este especie.


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *