La carne de caza, de moda en Japón

¿Lo compartes?

Si pensamos en la cultura gastronómica nipona se nos viene a la cabeza el arroz y el pescado crudo. Quizá no sabías que el jabalí o el ciervo también forman parte de su dieta tradicional y hoy son el ‘último grito’ culinario en el país del Sol Naciente.

24/04/2015 | J&S

b01712_main

A la carne de jabalí se la denomina yamakujira (ballena de monte), y es apreciada desde hace mucho. En el restaurante Momonja, en el distrito tokiota de Ryōgoku, el inodon (plato de jabalí sobre arroz), limitado al almuerzo, cuesta 1.200 yenes (el cuenco pequeño que hay tras el principal contiene sashimi, carne cruda, de ciervo, y se vende aparte). Es un plato para disfrutar sin complicaciones del sabor tradicional de la montaña. / Foto: www.nippon.com
A la carne de jabalí se la denomina yamakujira (ballena de monte), y es apreciada desde hace mucho. En el restaurante Momonja, en el distrito tokiota de Ryōgoku, el inodon (plato de jabalí sobre arroz), limitado al almuerzo, cuesta 1.200 yenes (el cuenco pequeño que hay tras el principal contiene sashimi, carne cruda, de ciervo, y se vende aparte). Es un plato para disfrutar sin complicaciones del sabor tradicional de la montaña. / Foto: www.nippon.com

La caza en Japón se practica desde tiempo inmemorial. Incluso cuando el budismo –que prohibía el consumo de carne­– se implantó en el país nipón, la actividad cinegética no se detuvo, y la cultura de perseguir y dar caza a un animal para luego cocinarlo se ha ido transmitiendo de generación en generación hasta hoy día. Las presas de caza por excelencia de los cazadores japoneses han sido siempre ciervos y jabalíes, que habitaban en todo el territorio nacional, además de conejos o faisanes. También los osos también fueron un objetivo habitual en toda la zona que va desde Hokkaidō hasta Honshū, la isla principal.

Es cierto que hoy resulta difícil encontrar estos platos en el menú diario de una familia japonesa, pero aún es posible experimentar la cultura gastronómica del monte japonés en varios restaurantes franceses, entre ellos el conocido L´habituade, y otros especializados en cocina tradicional, como el Momonja, que han apostado por la reaparición de la carne de caza hasta convertirla en la última moda culinaria en el país del Sol Naciente. La última carta del Momonja ofrece entre sus manjares la posibilidad de degustar un inodon, un plato de jabalí sobre arroz, y un delicado sashimi de ciervo.

 

 

 

 

 


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *