¿Imaginas regresar al coche después de cazar o pescar y encontrarte un oso dentro?

¿Lo compartes?

Es lo que le sucedió a este chico. Atento a la liberación del animal y cómo deja los interiores del vehículo…


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *