Horas bajas para la fauna

¿Lo compartes?

Las últimas nevadas que han caído han acumulado gran cantidad de nieve en toda la montaña leonesa.

11/02/2015 | Diario de León | María Carnero

Uno de los animales afectados por la nieve. / ADECANA
Uno de los animales afectados por la nieve. / Foto: ADECANA

Según la Asociación Profesional de Agentes Forestales de León (Apafle) el espesor de la capa en algunos montes alcanza más de un metro y medio, con lo que la disponibilidad de alimento para los herbívoros silvestres es muy limitada, a pesar de reducir su actividad para consumir la menor cantidad de energía posible, pero las temperaturas extremas que estos días azotan la montaña es otro factor que los debilita. Las bajas en estos casos son debidas a causas naturales, y por ello afectan principalmente a los ejemplares más débiles, con lo que se produce una selección natural.

Sin embargo en determinadas ocasiones se aporta forraje desecado para que la afección de los temporales de nieve sea menor en las poblaciones de fauna silvestre. Esta aportación no es habitual ni es apropiada para la fauna, ya que «son animales silvestres que deben mantener un comportamiento silvestre y acorde a las circunstancias naturales», afirman los medioambientales. Sobre todo esta aportación de alimento, cuando se realiza, es aprovechada por el ciervo, especie cinegética de la que se benefician los cotos de caza existentes.

Con la cantidad de nieve que aún permanece en los montes, sobre todo los ciervos se dirigen a las zonas bajas y en muchos casos se encuentran cercanos a carreteras y núcleos de población, como se ha observado estos días en las númerosas fotos que los propios vecinos cuelgan en las redes sociales. Otras especies como el corzo o el rebeco parece que soportan mejor las nevadas debido a su menor tamaño y mayor frugalidad.

Forraje seco

Ante esta situación, algunos pueblos de las comarcas de la montaña central leonesa han donado fardos de forraje seco para que fueran aportados a la fauna silvestre. También los agentes medioambientales están prestando más atención en su servicio diario. En este sentido, los agentes denuncian que «estas situaciones faciliatn la caza furtiva debido a la proximidad a lugares cercanos a carreteras y la dificultad de movimientos de los animales». También se han dado casos de ciervos muy debilitados que aparecen en las carreteras, y es necesaria la intervención de los medioambientales. Se da el caso de un ciervo que fue recogido en una instalación ganadera por el titular de la explotación, quien traslado aviso para entregarlo a los agentes, pero a su llegada estos constataron la muerte del animal.

Tanto los propios agentes medioambientales como la Apafle recomiendan que ante situaciones que requieran el manejo de especies silvestres, se traslade aviso a través del servicio 112 o directamente a ellos, ya que «el manejo de estas especies, máxime si se encuentran estresadas o heridas, supone un serio riesgo para las personas, por lo que debe ser realizado por personal que esté especializado en estas tareras», concluyen.


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *