El Seprona investiga el caso del galgo que apareció en El Hormiguero y la protectora pide disculpas

¿Lo compartes?

La protectora que llevó al perro al programa ha emitido un comunicado en el que pide disculpas por comentar que el tatuaje de su oreja podía tener un origen ilegal o estar relacionado con los cazadores, asegurando que lo dijo desde el desconocimiento y nunca de mala fe.
 
Momento en el que muestran a cámara el tatuaje del galgo.
Momento en el que muestran a cámara el tatuaje del galgo.
25/1/2017 | Redacción JyS 
 

Desde que el pasado 24 de enero el programa de televisión de Antena 3, El Hormiguero, mostrase en su sección Amores perros a un galgo en adopción con una oreja tatuada por la Federación Española de Galgos (FEG), como ya contamos en esta misma web, se ha producido una movilización por parte del colectivo galguero ante la posibilidad de que ese perro fuese robado.

El animal carecía de microchip, el cual había sido arrancado, según relató la Protectora Zarpa que lo ofrecía en adopción. En cambio, portaba un tatuaje en su oreja –un sistema de control establecido por la FEG para evitar robos–, lo que suscitó un gran revuelo entre el colectivo galguero, que no dudó en mostrar su descontento en las redes sociales y mediante comunicados oficiales, como fue el caso de las federaciones de galgos de España y de Castilla-La Mancha.

Tras la polémica generada, la protectora Zarpa puso en manos del Seprona el caso, tal y como ha reconocido en un comunicado. El cuerpo de la Guardia Civil inició una investigación para tratar de localizar al dueño a través del tatuaje y esclarecer por qué no se encontraba bajo su custodia.

La protectora pide disculpas

galgo que apareció en el hormiguero
Comunicado difundido por Zarpa en las redes sociales.

Durante la emisión del programa en el que apareció el galgo, el actor Dani Rovira preguntó a una miembro de la protectora por la procedencia del tatuaje, a lo cual ella respondió: “a ciencia cierta no lo sabemos porque no sabemos su origen realmente, pero por lo que hemos mirado y nos hemos informado hay una especie de registros ilegales o bien de unas carreras ilegales de galgos o de cazadores”.  

Estas palabras indignaron a los cazadores, hartos de ataques gratuitos en los medios generalistas. La protectora Zarpa, consciente de ello, ha pedido disculpas por el “desafortunado comentario emitido, fruto del desconocimiento y nunca de mala fe” en su comunicado.

Al contrario que lo comentado en el programa El Hormiguero por el colaborador Dani Rovira, quien aseguró que el galgo había sido abandonado por su dueño, el cual le había arrancado el microchip, la protectora reconoce que el caso de Norek –así se llama el galgo– podría ser: “uno de los típicos supuestos de galgos robados y posteriormente abandonados”.

El Seprona de Zaragoza no ha querido por el momento ofrecer declaraciones a Jara y Sedal puesto que según han afirmado se encuentran inmersos en la investigación para esclarecer los hechos ocurridos con Norek.  


¿Lo compartes?

One comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *