FEDEXCAZA presenta alegaciones a los planes de recuperación de especies que prohíben la caza en las zonas afectadas

¿Lo compartes?

El plan de recuperación del águila imperial ibérica y los proyectos de conservación del hábitat del águila perdicera y del buitre negro impiden la actividad cinegética durante más de siete meses en Extremadura.

09/10/2015 |

10396La Federación Extremeña de Caza ha presentado alegaciones a las Órdenes por las que se pretenden modificar el Plan de Recuperación del águila imperial ibérica y los Planes de Conservación del Hábitat del águila perdicera y del buitre negro en Extremadura, puesto que una de las medidas contempladas en los mismos es la prohibición total de la actividad cinegética en la región, con el correspondiente perjuicio que ello conllevaría para la economía y el desarrollo rural.

El principal problema de estos proyectos, cuyos anuncios por los que se someten a información pública han sido publicados en el DOE nº 178 de 15/09/2015, surgen en el Plan de Conservación del buitre negro. Dicho plan implica la prohibición absoluta de la caza en Extremadura desde el 1 de febrero hasta el 15 de septiembre.

Por tanto, se trata se siete meses y medio en los que no se podría desarrollar ninguna acción cinegética, ni recechos, ni aguardos, ni monterías, ni caza de zorros, etc., con el importante perjuicio que conllevaría para los cotos, pero, fundamentalmente, para las zonas rurales especialmente deprimidas, en las que la caza representa una de las actividades principales de su desarrollo.

El buitre negro cuenta en Extremadura con más de 800 parejas, por lo que abarca miles de hectáreas que se verían afectadas en caso de que estas medidas sean aprobadas definitivamente. A estas limitaciones se unen las que conllevarían el Plan de Recuperación del águila imperial ibérica y el Plan de Conservación del águila perdicera.

Desde la Federación Extremeña de Caza se considera que “de nuevo se pretende castigar a aquellos propietarios de fincas y titulares de cotos que, con su buena gestión, han permitido que, hasta la fecha, sus fincas y cotos sigan albergando poblaciones de éstas y otras muchas especies protegidas, que encuentran en estos entornos un hábitat adecuado y el alimento necesario para su supervivencia”. En definitiva, lo que supone “un nuevo golpe para el sector cinegético”.

Por todo ello, FEDEXCAZA valora muy negativamente el texto presentado, dadas las alarmantes consecuencias que conllevaría su aprobación para cotos, gestores y el sector servicios de la comunidad, al tiempo que confía en que se atiendan sus alegaciones para modificar la propuesta.

Puedes consultar el escrito de alegaciones presentadas por FEDEXCAZA en el siguiente enlace: ‘Alegaciones FEDEXCAZA’. 


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *