10 cosas que te pasarán si te casas con un cazador (o cazadora)

¿Lo compartes?

Tienes que ser una persona especial para casarte con alguien que caza. Cuando le dices “Sí quiero” no sólo estás aceptando a una persona si no también un estilo de vida. Cuando se abra la veda, quedarás en un segundo plano, aunque eso no significa que no te quiera. A menudo te sorprenderás haciendo una serie de concesiones en favor de la forma de vida de tu cónyuge. Aquí te traemos 10 señales que verás si estás casado o casada con un cazador.

04/01/2016 / Redacción JyS

VolverSiguiente

1. La temporada casi nunca terminará

 

Cuando no es la temporada general, es la caza de perdiz con reclamo, o la del corzo, o los descastes de zorro, o las esperas… Después le siguen la media veda, la berrea y la ronca… Y cuando no el cuidado del coto: todos los meses tendrá un motivo para estar en el campo.

VolverSiguiente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *