¿Imaginas estar en casa y que un ciervo se cuele por la ventana?

¿Lo compartes?

No es broma. Les sucedió a lo propietarios del domicilio que aparece a continuación. Y lo peor de todo es que lo hizo ¡atravesando el propio cristal!


¿Lo compartes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *